ENTRE PARÉNTESIS

Mirando a Jerez

ALGO debe tener esta ciudad cuando, en muy poco tiempo, se ha convertido en el centro de muchas miradas. Las últimas, las de los colectivos laborales que realizan protestas en la calle. Rara es la semana que Jerez no es escenario de alguna protesta laboral de ámbito provincial, con lo que todo indica que estamos camino de arrebatarle a la capital administrativa el dudoso honor de servir de escaparate para esas demandas. Ya se sabe que lo que las movilizaciones sociales persiguen es tener repercusión pública y alguien parece haberse dado cuenta de que ahora desde Jerez eso se consigue con mayor eficacia que antes. A todo ello contribuye, sin duda, el hecho de que esta ciudad se haya convertido en un referente para el Gobierno andaluz, que se ha volcado una vez el partido socialista alcanzó el poder municipal. La quinta ciudad andaluza en población es además el segundo gobierno municipal en importancia con que cuenta el PSOE en la región. Eso da para mucho y lo hemos visto en el último Gran Premio, en el que, por encima de cifras y polémicas varias, la inversión de los gobiernos andaluz y central ha sido histórica, como les encanta decir a muchos políticos.

De acuerdo con esa importancia estratégica, Jerez está exportando políticos con gran responsabilidad. Hubo un tiempo en el que sólo Pacheco era conocido fuera del ámbito político de la ciudad y la única figura que le hizo sombra fue la de Miguel Arias. En estos tiempos, Jerez cuenta para los grandes partidos hasta el punto de que en el último Gobierno andaluz se han sentado dos consejeros de aquí, Antonio Fernández (Empleo) y Sergio Moreno (Turismo, Comercio y Deporte) que han realizado un buen papel en sus respectivos departamentos a pesar de las dificultades que han tenido que soportar, sobre todo el primero. En los próximos días sabremos los papeles que les tiene preparados el presidente Manuel Chaves. Fernández ya tiene su acta de parlamentario y lo lógico es que continúe en la comunidad andaluza. Que siga habiendo dos consejeros jerezanos será difícil, pero ambos, Fernández y Moreno, son veteranos e inteligentes y sabrán adaptarse a nuevos retos. Y no habría que perder de vista a la alcaldesa Pilar Sánchez, de quien mucha gente opina que no ha tocado techo político. Además, en la 'casa' socialista hay otro nombre que brilla con luz propia, el de Mamen Sánchez, que sube como la espuma en el grupo parlamentario socialista en el Congreso, con lo que ello puede suponer para que los asuntos de Jerez lleguen con claridad y rapidez a Madrid. Y en el lado popular, María José García-Pelayo, una política que no tuvo suerte en Jerez y cuya valía no ha sido del todo reconocida, emprende un nuevo camino como vicepresidenta del Parlamento andaluz. Suerte a todos ellos y a otros muchos jerezanos que pisan fuerte.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios