La columna

José Rodríguez Carrión

¡Una obligación!

BIEEEENN, mi amigo daba ayer botes de alegría. Según el Diario nos equiparan con Madrid y Barcelona. Ahora sólo falta que nos den los servicios de que disponen estas ciudades, y pronto nos llegue el AVE, nos pongan el Metro, etc. etc. y ya estaremos equiparados del todo. De momento parece que nos van a equiparar en impuestosý confiemos que para cuando acabe el periodo bonificado los superávit del Estado hagan que baje lo que tengamos que pagar, pues si es verdad lo que están prometiendo unos y otros, será porque hay un gran superávit, porque si no, ya me diráný

Entretanto a ver si mantenemos eso de ser una ciudad muy accesible y toda esa gente que deja su vehículo (ya sea el coche o la moto) en las aceras, se relee el librito de la autoescuela y así recuerda que hay una zona para peatones y otra para vehículos. ¿Se imaginan la que se armaría si los peatones fuésemos paseando por el centro de la Avenida o por medio de la Porvera? Pues eso. Claro que para filigranas, las de los candidatos. Hay que ser verdaderos artistas para pensar en qué prometer sin que la gente se cachondee. A mi amigo las alusiones a los camareros y a las mamografías y otras cosas parecidas le han producido sudor frío. Claro que tampoco le ha gustado que sea una promesa el que las mujeres cobren lo mismo que los hombres por el mismo trabajo. ¿No es ahora ilegal que una trabajadora cobre menos que un trabajador? ¿Cobra menos una diputada que un diputado o una ministra que un ministro? Siempre pensó que hacer cumplir la ley era una obligación y no una promesa. El cree que si alguien discrimina a las mujeres, la justicia debe ponerlo en su sitio pues si no es así la Ley de Igualdad habrá servido para poco. Hora es ya de que quienes de una u otra manera abusan de las mujeres sientan en sus carnes no sólo el desprecio de la sociedad, sino la firmeza de la justicia que de ella emana. Garantizar la libertad y la igualdad de las mujeres no puede ser solo una promesa, sino por encima de todoý ¡una obligación!

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios