fútbol El Xerez Deportivo FC cae antel el UP Viso (1-0)

Gafas de cerca

José Ignacio Rufino

jirufino@grupojoly.com

A ver cómo se escribe haber

Cuando al colegio se llevaba el diccionario -uno, dos y hasta tres, si se daba ese año Latín-, era típico que los adolescentes de aquellos años mozos de la recién desaparecida Interviú y su despelote de famosas marcáramos la página de las palabras puta, sexo y las de las más asépticas acepciones de los órganos sexuales: pene, vagina, testículos y otros términos algo prohibidos pero inexcusables; ni rastro de polla ni coño, con perdón, en aquellas páginas repletas de definiciones. Hoy, para bien y para mal, esa moralina obsesionada con la jodienda se superó, e internet proporciona no sólo definiciones, sino lecciones explícitas de sexo de toda naturaleza al alcance de cualquier niño, probable víctima o victimario de tan constante flujo de imágenes duras que idealizan un tipo de coyunda que poco tendrá que ver con, por ejemplo, la de su vida en pareja. Atletas y superdotados, los precisos y precisas.

La forma de buscar lo prohibido -y ya hoy manido- ha cambiado, que no decaído, y la segunda palabra más buscada del diccionario digital de la RAE en 2017 es sexo. No en vano la inmensa mayor parte del tráfico en la red deriva de la búsqueda depornografía: la cosa no tiene enmienda, ni nunca la tuvo. Llama mucho la atención la primera, Haber, a la que se busca tanto sin duda porque todavía la gente valora la ortografía, la norma en la escritura, y duda entre haber y a ver, o entre hay, ahí y ay. El uso libertario de la lengua que promueven, me temo, quienes no aprendieron las reglas ortográficas no gana la guerra, y mira que la Real Academia ha roto en adalid de la novedad y la flexibilidad que haga falta: limpia, fija y da esplendor... y llegado el caso, se baja los pantalones. Permitirlo todo es desustanciarlo todo.

Haber, Sexo, pues, y después -sé palabra, amigo- viene la reconciliación con el lenguaje y su amor y cuidado por parte de sus usuarios: Palabra, Cultura, Resiliencia, Feminismo, Procrastinar, Moral, Arte o Mujer están entre las diez más buscadas. Tuve un momento de desazón y temor hasta que concluí el Top Ten del ranking: ¡no había aparecido transversal!, esa palabra imprescindible para no decir nada pero con ínfula democatricoide y alineada con la política-ojana vigente, o sea, nada que tenga que ver con -ole- la definición de ese vocablo en el diccionario oficial del español: "Que está atravesado de una parte a otra de una cosa de manera perpendicular a su dimensión longitudinal". Hay vida más allá del sexo y de la cursilería.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios