Chipiona vive hoy la primera muestra de rechazo al parque eólico marino

  • Más de 30 asociaciones de la ciudad chipionera, de Rota y de Sanlúcar anuncian su participación en la manifestación de esta tarde convocada por la plataforma comarcal 'Por un horizonte sin molinos'

Hoy será una buena piedra de toque para empezar a valorar si el proyecto de construcción de un parque eólico marino frente a las costas de Chipiona cuenta con el mismo, mayor o menor rechazo que el que desde hace años se mantiene intacto en los tres municipios de La Janda litoral, es decir, Conil, Vejer y Barbate.

A las 19:00 horas, desde el muelle de la localidad chipionera está previsto que parta la manifestación convocada por la plataforma comarcal 'Por un horizonte sin molinos' y que dice haber reunido ya a una treintena de colectivos ecologistas, vecinales y políticos tanto de Chipiona como de las vecinas Rota y Sanlúcar. Los convocantes, liderados por el Club de Amigos de la Naturaleza Scipionis (CANS) intentarán hacer fuerza para convencer al gobierno municipal que preside el socialista Manuel García de su oposición al proyecto Las Cruces del Mar, liderado por la empresa andaluza Grupo Magtel y que, con el impulso decidido del Ayuntamiento chipionero, prevé la instalación a una distancia de entre 37 y 55 kilómetros de la costa de 300 turbinas que serán capaces de generar 1.000 MW de potencia.

Hay diferencias y semejanzas entre el planteamiento con el que La Janda litoral primero y Chipiona después han recibido estos proyectos de construcción de aerogeneradores en el mar. La diferencia más clara es que el proyecto chipionero cuenta con el respaldo firme de su gobierno municipal, algo que no ha sucedido hasta la fecha ni en Conil, ni en Vejer, ni en Barbate. Y la semejanza principal en ambos proyectos es que los argumentos esgrimidos por los colectivos contrarios a su instalación son idénticos: que estos molinos causarán un impacto visual desde la costa y que perjudicará a sectores económicos locales, en especial a la pesca.

Ninguno de estos argumentos es defendido por el alcalde de Chipiona, el socialista Manuel García, quien reitera que las voces contrarias a este proyecto eólico marino "distorsionan la realidad" y que la plataforma convocante de la manifestación de hoy "está politizada" por los tres partidos de la oposición municipal, es decir, PP, IU y PA.

De estas tres formaciones, sólo las dos últimas han confirmado su presencia en la protesta de esta tarde. La asamblea local de IU, por ejemplo, aprobó el martes por unanimidad secundar la manifestación por su temor a que este proyecto eólico afecte al fondo marino y a la pesca y por sus dudas de que genere empleo en la ciudad. El PA local, por su parte, ha propuesto al alcalde que aplace la ejecución de esta iniciativa hasta después de las elecciones municipales de 2011, para que los chipioneros se pronuncien en las urnas sobre este proyecto.

El PP, que no se ha posicionado al respecto, sí acusa al regidor chipionero de haberse "desmarcado" del consenso político logrado en la provincia en torno a los parques eólicos marinos "y que está sustentado en la idea de que no se acometerá ningún proyecto sin un respaldo social previo", recuerda Aurelio Sánchez Ramos, diputado nacional por Cádiz.

La polémica sobre los aerogeneradores en el mar ha llegado ya a las poblaciones vecina de Rota y Sanlúcar. En la Villa roteña, y tras hacerse público hace unos días el rechazo del gobierno municipal, su concejal de Agricultura y Pesca, animó ayer a la población a ir a la manifestación. Lo mismo hizo ayer en Sanlúcar el PA, quien además reprochó a la alcaldesa, la también socialista Irene García, de haber hecho caso omiso a la petición formulada hace dos semanas por este partido, el PP y Alternativa Sanluqueña (AS) de celebrar una junta de portavoces para abordar este asunto.

19:00

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios