El nuevo Código Penal reduce la condena a 163 presos de Puerto 3

  • En la macro cárcel, con cerca de 1.700 reclusos, el número de excarcelaciones ha sido prácticamente anecdótico: de momento, sólo 12 internos han sido liberados

El vaticinio que realizó el ministro de Justicia, Francisco Caamaño, el pasado diciembre, poco antes de que entrara en vigor el nuevo Código Penal, el día 23 del último mes del año 2010, de que no habría excarcelaciones masivas en las cárceles españolas, se está cumpliendo en Puerto 3.

Cuando están a punto de transcurrir los dos meses desde la aplicación de la nueva legislación, en la macro cárcel, con cerca de 1.700 presos en la actualidad, tan sólo 12 reclusos han sido puestos en libertad al acortarse su condena. A los 11 que fueron excarcelados en los tres primeros días de entrada en vigor de la reforma, tal como informó este diario, sólo se les ha sumado otro más desde entonces.

No obstante, lo cierto es que sí es una cantidad considerable la que finalmente va a ver reducida su condena, pudiendo recobrar la libertad bastante antes. Según han informado a este diario fuentes de l a prisión, una vez analizados los expedientes, se ha podido constatar que en total son nada menos que 163 los reclusos que se han visto beneficiados del 'ablandamiento' de las leyes en algunos delitos.

Se trata en su mayoría, como se preveía, de condenados por tráfico de drogas a pequeña y mediana escala , cuyas penas han pasado a ser bastante más benévolas con el nuevo Código Penal.

Si hasta el pasado diciembre el tipo básico del tráfico de drogas era castigado con penas de 3 a 9 años, la reforma ha rebajado el máximo hasta los 6 años con el objetivo de reforzar el principio de proporcionalidad de la pena.

También se ha reducido la condena para los tipos agravados del tráfico de estupefacientes, antes castigados con entre 9 y 13 años de cárcel, y ahora de 6 a 9, lo que afecta principalmente a los delincuentes conocidos como "mulas" que introducen droga en España en el interior de su cuerpo.

La pertenencia a una organización de narcotraficantes es castigada con entre 9 y 12 años (antes hasta 13) y para los dirigentes de organizaciones se reduce el límite mínimo, pasando a ser el castigo de entre 12 a 18 años en lugar de 9 a 18.

Todas estas reformas, a corto plazo, no sólo va a tener repercusión en Puerto 3, con una disminución progresiva de los presos, sino también en la propia sociedad, según han aseverado a este diario las fuentes consultadas. No en vano apuntan que expertos alertan del rebrote de delincuencia que puede registrarse en las localidades gaditanas.

"Porque los beneficiados son los delincuentes que pueden verse a diario en las calles, toxicómanos que, para conseguir dinero para droga, cometen pequeños hurtos y hasta tirones, y en general los rateros llamados de poca monta que en la práctica, suelen ser muy activos", explican.

Hay que tener en cuenta sin embargo que el propio Código ha intentado dar respuesta a esta problemática imponiendo una suerte de coto a la impunidad reinante hasta ahora para la reincidencia en los hurtos: se ha endurecido el castigo para los autores de pequeños robos -de menos de 400 euros- reincidentes, que pueden ya ser condenados a penas de cárcel a cumplir durante el fin de semana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios