El Gobierno se compromete a prevenir y reparar posibles daños

  • Zapatero asegura que se hacen todos los esfuerzos para garantizar el control

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se ha comprometido a que el Gobierno prevenga y, en su caso, repare y restituya cualquier daño causado por el buque New Flame, encallado frente a las playas de Algeciras, en aguas bajo jurisdicción gibraltareña, desde el pasado mes de agosto.

Zapatero señaló ayer, en la rueda de prensa de balance ofrecida tras el Consejo de Ministros celebrado por la mañana, que "estamos haciendo todos los esfuerzos de garantizar el control" del barco".

El dispositivo en tierra del Plan de Emergencias de la Junta de Andalucía fue desactivado el pasado día 26 de diciembre tras retirar 144 toneladas de residuos de las playas algecireñas de El Rinconcillo y Getares. Sin embargo, el Ministerio de Medio Ambiente mantiene en la Bahía de Algeciras el operativo de vigilancia para actuar en el supuesto de que se detectaran residuos procedentes del carguero.

Zapatero dijo ayer que el Gobierno está comprometido con el seguimiento del problema junto a la autoridades competentes.

El Gobierno se compromete a «intentar que no se produzca ningún daño o deterioro medioambiental y, si se produce, a repararlo y restituirlo», añadió Zapatero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios