La Junta gastará 15 millones en formar y reducir la lista de ex Dephi

  • La UCA será la encargada de dar las clases de la nueva etapa formativa, que incluirá clases presenciales · En una semana habrá empresas que llamen a ex empleados

Tal y como habían solicitado los sindicatos que representan al colectivo de Delphi, finalmente será la Universidad de Cádiz (UCA) la que se encargue de impartir las clases de la nueva etapa formativa para estos casi 600 ex trabajadores, a través de Fueca.

Así se acordó en la mañana de ayer entre representantes de las cuatro centrales sindicales (CCOO, UGT, CGT y USO) y de la Junta de Andalucía (Empleo e Innovación), en el transcurso de una comisión de seguimiento que comenzó a las 11:00 horas y finalizó después de algo más de dos horas y media. Además del apartado formativo, en la reunión también se habló de aquellos interesados en acogerse a la propuesta de la Junta de abandonar el plan de recolocación y aceptar el Proyecto Personal de Inserción (PPI), es decir, aceptar 45.000 euros a cambio de salir de la lista. Para todo el proceso, la Junta destinará una cuantía aproximada de 15 millones de euros, que deberán ser aprobados por el Consejo de Gobierno de la Junta.

Ambas situaciones, tanto la formativa como la de salida del plan, serán de aplicación a partir del 1 de marzo, con lo que en la próxima semana deberán estar resueltas entre las partes.

Como explicaron a este periódico fuentes sindicales, "es muy positivo que sea la UCA la que se encargue de la formación porque se ha demostrado que es de más calidad". La otra alternativa, que en principio planteó la Administración, era que fueran tres empresas distintas las que realizaran esa formación, "lo que hubiera sido muy complicado a la hora de igualar los pagos, las clases y los lugares de impartición".

Ayer se acordó que esa formación comenzará, efectivamente, el día 1 de marzo y a lo largo de la próxima semana, ya en el seno de la reunión de Cádiz de Bahía Competitiva, sindicatos y Administración conocerán de primera mano, con la participación de los técnicos universitarios, cómo se aplicará la formación y de qué manera. Además, la UCA ha puesto a disposición del colectivo sus instalaciones para que puedan realizar prácticas de la teoría que vayan recibiendo. Es más, algunos de los cursos serán presenciales en algunas de sus jornadas.

Así, y una vez ratificado el preacuerdo del pasado 11 de enero, los ex empleados de Delphi firmarán un contrato de formación (con una remuneración económica aproximada de 1.200 euros al mes) con una duración de 18 meses. No obstante, los sindicatos creen que no todos los ex Delphi que quedan en el censo de recolocación lo suscribirán, ya que hay varias empresas solicitando perfiles para incorporarlos a sus plantillas. Por este motivo, indicaron las mismas fuentes, a lo largo de los próximos días deberá quedar resuelto este aspecto, "para no hacer firmar un contrato de 18 meses de formación a alguien que va a incorporarse a un empleo".

Con respecto al PPI, ya hay 26 personas que lo han solicitado (1.170.000 euros en total), más otros 15 interesados pero no decididos hasta conocer con seguridad qué tratamiento fiscal tendrá. Desde los sindicatos aseguran que este dinero será declarado como rendimientos irregulares, con lo que el 40% de esa cantidad estará exenta de tributación. Por ello, se ha requerido a Hacienda que lo confirme por escrito.

De todos estos puntos serán informados los afectados en una asamblea que se celebrará a partir de las once de esta mañana en la caseta municipal del recinto ferial de Puerto Real, donde se han citado ya estos operarios en ocasiones anteriores.

26

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios