La policía marroquí evita la llegada de 450 migrantes a Ceuta

La colaboración con la policía marroquí evitó el pasado miércoles la entrada de 450 migrantes subsaharianos en Ceuta, según indicó ayer el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido. El ministro destacó que "la relación del gobierno de España y el de Marruecos es de amistad desde hace muchos años", por lo que el gran número de llegadas de migrantes a España "no se puede atribuir a una falta de relaciones entre los dos países".

Según Zoido, los vínculos entre ambos países son "fluidos", con "conversaciones constantes a todos los niveles". El ministro indicó que Marruecos está sufriendo también "una presión migratoria superior a la habitual" y añadió que "están aumentando su despliegue, pero cuando la presión migratoria es tan fuerte puedes estar cubriendo un lugar y entren por otro". El ministro apostó por "cultivar la relación bilateral y trabajar conjuntamente desde un punto de vista de solidaridad".

El vicesecretario general del PSOE y vicepresidente de la Diputación de Cádiz, Juan Carlos Ruiz Boix, se quejó ayer de la "falta de recursos con las que cuentan las ONGs que operan en la provincia en asuntos de inmigración" e instó a Zoido a que "cambie de idea sobre el drama de la inmigración y sobre todo del trabajo que realizan las ONGs, pues el PP no tiene una política clara en asuntos de inmigración.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios