patología digital

Digitalización y el Big Data, motores del cambio

Barrios moderó el debate. Barrios moderó el debate.

Barrios moderó el debate. / efe

Las nuevas tecnologías permiten además compartir información en tiempo real entre profesionales de distintos ámbitos y centros. En el tratamiento oncológico esto se traduce en que ya no es necesario compartir las muestras físicas, con todo lo que eso conlleva en cuanto a requisitos, costes y plazos para su transporte, y lo que supone para la mejora sustancial del tiempo de espera diagnóstica de los pacientes y profesionales sanitarios que los atienden.

"La patología digital ha supuesto la revolución en el diagnóstico del cáncer", asegura el doctor Raimundo del Moral, director de la Unidad Provincial de Anatomía Patológica de Granada, la razón, según este experto es clara: "Ha hecho posible la tele patología, facilitando compartir diagnósticos y hallazgos entre diferentes colegas y es la herramienta imprescindible para comenzar la aplicación de la patología computacional al diagnóstico y el manejo de los pacientes oncológicos, abriendo la puerta que da paso a la nueva medicina personalizada del siglo XXI".

La patología computacional supone la irrupción del Big Data en el diagnóstico del cáncer, según explicó el doctor del Moral, ya que permite la integración en tiempo real sobre la pantalla del ordenador del patólogo de todos los datos del paciente objeto de estudio necesarios para su diagnóstico y tratamiento. Estos datos van desde la simple historia clínica y analítica más elementales hasta sofisticadas imágenes histológicas de análisis mediante algoritmos automáticos de las lesiones cancerosas, pasando por la adición de los perfiles moleculares y de las restantes plataformas -ómicas (genómica, proteómica, metabolómica, etc.) obtenidos del paciente. "La patología digital no es final sino el comienzo de la patología computacional, encargada de procesar el big data, la suma de los datos de cada tumor, de cada paciente y de cada organización para el uso personal y colectivo en aspectos tan amplios como la medicina personalizada, los ensayos clínicos, la epidemiología o la genética del cáncer", explicó.

Además, hizo alusión a que la inversión inicial que supone la puesta en marcha de la patología digital, implica un aumento de la productividad del 15% que garantiza su sostenibilidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios