Fútbol At. Onubense 1 - Xerez CD 1

Chad exculpa a los siete españoles a los que relacionó con El Arca de Zoé

Los siete españoles que fueron detenidos en Chad como consecuencia del presunto intento de secuestro de niños llevado a cabo por la ONG francesa El Arca de Zoé, han sido exculpados de todos los cargos que pesaban sobre ellos por la Justicia del país africano. De esta forma, los siete españoles, tripulantes del avión de la compañía Girjet y que la ONG francesa había contratado para trasladar a 103 niños de los que decía que eran huérfanos procedentes de la provincia sudanesa de Darfur, no tendrán que someterse a ningún tipo de juicio. También han sido absueltos los tres periodistas franceses que fueron detenidos por los mismos hechos en la localidad chadiana de Abeche cuando el avión estaba a punto de partir hacia París.

Por el contrario, los seis franceses miembros de la ONG, tres chadianos y un refugiado sudanés serán juzgados por el Tribunal Criminal de Chad. Los primeros están acusados de intento de secuestro, estafa, falsificación de documentos oficiales y fraude, y los otros tres como cómplices del caso. Todos ellos se enfrentan a penas de entre 5 y 20 años de trabajos forzados.

De esta forma se pone fin a la pesadilla que padecieron los siete españoles en el país africano desde que fueron detenidos el pasado 25 de octubre y que se resolvió en dos tiempos. Primero llegaron a España las cuatro azafatas de la tripulación, el pasado 4 de noviembre, de la mano del presidente francés Nicolas Sarkozy, que se traslado a Chad para traer de vuelta con él a los tres periodistas franceses y a las cuatro azafatas españolas, en una operación muy efectista que sirvió a la oposición para criticar las gestiones que realizaba con discreción el Gobierno español ante el presidente chadiano, Idriss Debby, para conseguir la liberación de los españoles. La posición oficial del Ministerio de Exteriores en todo momento fue la de afirmar la inocencia de los tripulantes españoles, que ahora se ha visto confirmada por la Justicia del país africano.

Zapatero, que acudió al aeropuerto de Torrejón a recibir al presidente francés y a las azafatas, agradeció las gestiones de Sarkozy, quien aseguró que desde que se inició la crisis había estado trabajando "mano a mano" con el presidente del Gobierno español, que conocía todas las decisiones y medidas que iba a tomar el Eliseo. Cinco días después, el 9 de noviembre, llegaban a España los tres tripulantes restantes, el piloto Agustín Rey, el copiloto Sergio Muñoz y el sobrecargo Daniel González, acompañados por el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Bernardino León. Al recibirlos al pie del avión, la vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega manifestó "la satisfacción del Gobierno por la resolución del conflicto, por tenerlos ya en casa y porque la diplomacia ha funcionado".

La noticia ha sido recibida "con alegría" por los siete trabajadores de Girjet, según manifestó un portavoz de la compañía, que señaló que éstos "ya sabían que les iban a declarar inocentes".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios