La Fiscalía abre el caso del joven atropellado en La Rioja

  • El conductor que chocó contra Enaitz pide 20.000 euros por dañar su coche y haber tenido que alquilar otro para trabajar

Comentarios 3

El fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia de La Rioja, Juan Calparsoro, ya investiga el caso de Enaitz Iriondo, el joven que murió atropellado por un turismo en 2004 y cuyo conductor reclama ahora 20.000 euros a los padres de la víctima por los daños que sufrió su vehículo. El fiscal valora elevar el proceso de civil a penal y analizará numerosas cuestiones en torno al accidente que en el momento en que se produjo no se tuvieron en cuenta, como la velocidad a la que conducía.

Tras la denuncia por vía civil que el conductor interpuso a los padres del joven atropellado para pedirles 20.000 euros por el coste de reparación de su Audi 8, la Fiscalía ha decidido reabrir el caso. En línea con lo anunciado hace unos días por el fiscal especial de Seguridad Vial, Bartolomé Vargas, el conductor, Tomás Delgado Bartolomé (de 43 años y vecino del municipio riojano de Santo Domingo de la Calzada), será investigado para analizar "si existe la posibilidad de actuar" contra él. Por ello, según informó Calparsoro, se han abierto "diligencias informativas" para esclarecer lo ocurrido la noche en que Enaitz Iriondo, de 17 años, volvía en bicicleta al camping en que veraneaba con sus padres.

Rosa Trinidad, la madre de Enaitz, se quejó ayer en rueda de prensa en San Sebastián de que "todo el atestado" del accidente "estaba francamente mal hecho". La familia del joven de 17 años, que fue atropellado cuando circulaba en bicicleta, ha impulsado un recurso ante el Tribunal Constitucional, apoyada por la asociación Stop Accidentes, después de que su demanda penal interpuesta en los Juzgados de Haro y la Audiencia Provincial de Logroño fuera rechazada por presentarse fuera de plazo.

Precisamente, un juzgado de Haro debe ver mañana el juicio por la denuncia interpuesta por el conductor, que reclama los 20.000 euros en concepto de daños a su vehículo y de alquiler de otro para trabajar. Trinidad, quien afirmó que la denuncia interpuesta por el conductor fue recibida por los padres como una "puñalada", dijo que éste "jamás" se ha intentado poner en contacto con ellos. La madre añadió que no quiere "ni pensar" en el momento en el que mañana se verá cara a cara con Delgado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios