Los astronautas de la Estación Espacial Internacional emprenden su última caminata

  • Los tripulantes de la Estación Espacial Internacional tendrán que reparar el fallo en el sistema de orientación de las baterías antes de la llegada del trasbordador, prevista para el 7 de febrero.

Los tripulantes de la Estación Espacial Internacional (EEI) emprendieron una última caminata antes de la llegada del transbordador estadounidense Atlantis, prevista para el próximo 7 de febrero, informaron fuentes de la NASA en Rusia.

La comandante de la estación, Peggy Whitson, y el ingeniero de vuelo Daniel Tani iniciaron su misión en torno a las 10.20 GMT, a la hora prevista, y permanecerán en el exterior de la plataforma orbital durante seis horas y media, aseguró Serguéi Pusánov, portavoz de la NASA, a la agencia Interfax.

El objetivo del paseo espacial es reparar el fallo detectado en diciembre pasado en el sistema de orientación de las baterías solares, que son las que generan la energía eléctrica que necesita la plataforma espacial para su funcionamiento.

El motor averiado se ocupa de orientar las baterías según la rotación del sol con el fin de que éstas reciban la mayor cantidad de rayos solares.

Según la NASA, la labor de reparación y limpieza del motor llevará unas cuatro horas.

En principio, el problema no reviste mucha gravedad, pero en vísperas de recibir al transbordador estadounidense, la EEI necesita toda la energía que pueda generar.

El tercer tripulante de la EEI, el ruso Yuri Malenchenko, asistirá a sus compañeros norteamericanos desde el interior de la plataforma y grabará sus evoluciones en vídeo.

La caminata es considerada más arriesgada de lo habitual debido al peligro de que uno de los astronautas reciba una descarga al desconectar los cables eléctricos y la posibilidad también de que algunos de los paneles solares se suelte accidentalmente.

Hace unos días la EEI elevó su órbita en 5,25 kilómetros para el acoplamiento del Atlantis.

A finales de noviembre y mediados de diciembre, los estadounidenses Whitson y Tani realizaron sendas caminatas espaciales para preparar la llegada del transbordador.

El Atlantis transportará a la EEI el laboratorio Columbus, la principal aportación de la Agencia Espacial Europea (ESA) a la plataforma orbital.

Los siete tripulantes del Atlantis, cinco estadounidenses, un alemán y un francés, realizarán tres caminatas durante su misión de once días de duración.

En febrero también está prevista la llegada a la EEI de una nueva nave de carga rusa Progress y del primer carguero automático europeo Julio Verne, que en el futuro sustituirá a los cargueros rusos en las labores de abastecimiento del ingenio espacial.

El lanzamiento del Julio Verne, que se efectuará desde la base espacial de la Agencia Espacial Europea de Kourou, en la Guayana francesa, está inicialmente previsto para el próximo 25 de febrero.

Sin embargo, la fecha definitiva dependerá de los plazos en que el Atlantis cumpla su misión.

La NASA tiene previstas otras 11 misiones de los transbordadores para concluir la construcción de la EEI, una empresa conjunta en la que intervienen 16 países.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios