Los españoles aumentan su interés por la ciencia y la tecnología

  • Por primera vez los temas médicos ganan a los deportes, según revela una encuesta

El interés por la ciencia es mayor entre la población más joven, entre 15 y 24 años, y disminuye a medida que aumenta la edad. Un hombre joven, con estudios universitarios y que vive en una ciudad con más de un millón de habitantes. Este es el perfil de las personas que muestran un mayor interés por la ciencia y la tecnología, según los resultados de la IV Encuesta de Percepción Social de la Ciencia y la Tecnología que presentó ayer la Fundación Española de Ciencia y Tecnología (Fecyt).

"La edad es la clave", afirmó el director de la Fecyt, Juan Tomás Hernani, para quien "los jóvenes han nacido en un mundo en el que el interés por la ciencia es mayor, y ese interés no se pierde con la edad".

El porcentaje de aquellos que aseguran no sentirse atraídos por la ciencia y la tecnología ha disminuido respecto a 2006, cuando se hizo la última encuesta, del 36,6% al 31,7%. El "no las entiendo" (33,6%) sigue siendo el principal motivo que justifica esa ausencia de interés.

Por primera vez, los temas de salud y medicina interesan más a los españoles que los deportes. El estudio refleja que el 28% de los ciudadanos se interesa de forma prioritaria por los asuntos relacionados con la medicina, frente a un 26,1% que muestra su interés preferente por los deportes, un porcentaje que se ha reducido en los últimos años. Las mujeres (35,2%) son las que más se preocupan por esta temática.

Temas como el trabajo y el empleo (23%), la alimentación (19%), la economía y la educación (16,6% y 16%) y el medio ambiente (15,7%) se encuentran también entre los de mayor interés para los españoles.

La ciencia y la tecnología se encuentran en una "situación digna" (9,6%), señaló Hernani, aunque existe una diferencia significativa entre hombres (13,1%) y mujeres (6,1%).

En cuanto a los datos por comunidades autónomas, Cataluña, Madrid, País Vasco, Navarra y Aragón, son las regiones más interesadas en asuntos como la ciencia y la tecnología. Ante las diferencias territoriales, el director de la Fecyt considera necesario crear una política correctora autonómica para que aumente el impacto de la información científica en la sociedad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios