Novias

Cuando nace un nuevo día

  • La diseñadora cordobesa Juana Martín abre la edición de Sevilla de Boda con el desfile inaugural del evento

Como si de una metáfora se tratara el viernes se presentó en la XXI edición de Sevilla de Boda la colección Alborear. La luz del amanecer, que empieza a inundar el olivar cordobés, dio comienzo así a la jornada de desfiles que se celebran hasta el domingo en el Palacio de Exposiciones y Congresos de Sevilla (Fibes). Esta primera luz del alba es la que ha inspirado las propuestas para las novias de Juana Martín. La diseñara echa la vista atrás a sus orígenes, en el que es un punto de inflexión de una modista que, después de haber traspasado fronteras abanderando la esencia andaluza y, haber experimentado con las nuevas formas –en su última colección rendía tributo a la famosa Ruta 66, en la Mercedes Benz Fashion Week– vuelve con un patronaje mucho más pulcro y bien conformado en unos estilismos en los que se vislumbran los volantes, los encajes y los bordados muy trabajados.

Uno de los diseños de la colección 'Alborear' de Juana Martín. / M.G. Uno de los diseños de la colección 'Alborear' de Juana Martín. / M.G.

Uno de los diseños de la colección 'Alborear' de Juana Martín. / M.G.

Faldas de muselinas de seda que aportan movimiento y dejan las piernas al descubierto, vestidos inspirados en los años 20, de flecos metálicos, tirantes espagueti y detalles en color nude. Visión de vanguardia que aún no se independiza del romanticismo de Juana, a la que aún le queda la reminiscencia andaluza de lo folclórico, esa esencia estética que permite combinar lo mejor de ambas influencias estilísticas. Escotes ilusión y a la caja, con siluetas adaptadas a una novia que huye de las excentricidades, pero que no pierde personalidad por ello. Lazos y flores como contrapropuesta, con protagonismo de las transparencias de tul y seda. Cinturas marcadas y largas colas.

Una novia atrevida que escoge un dos piezas a la hora de pasar por el altar. Blusas y chaquetas de solapas de satén y transparentes brocados, sastrería al milímetro del twin set que se superpone a varios niveles, creando capas. Vestidos primaverales monocolor salpicados de flores de tela, con cuellos altos y aperturas en las faldas.

Es la evolución de la tradición. La expresión del dominio de las nuevas técnicas que acercan a Juana Martín a la Alta Costura. Es, como la propia colección ‘Alborear’: asistir al nacimiento de un nuevo día.

Etiquetas

, ,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios