XEREZ DEPORTIVO

Rafa Verdú ya tiene su avenida

  • Pilar Sánchez hizo ayer oficial el reconocimiento de la ciudad al xerecismo del presidente de honor azulino en un emotivo acto, al que asistieron numerosos políticos, representantes del club y aficionados

Comentarios 7

Rafa Verdú, presidente de honor del Xerez, ya tiene un reconocimiento más de la ciudad de Jerez por su xerecismo. Desde ayer, la avenida del Polo se llama avenida Rafael Verdú. Entre lágrimas y lleno de satisfacción, el que fuera jugador azulino descubrió la placa junto a su esposa, Mariló, y Pilar Sánchez, alcaldesa de Jerez, muy amable y cariñosa durante todo el acto con él.

A Pilar Sánchez la acompañaron Ainhoa Gil, Antonio Fernández, Juan Pedro Crisol, Miriam Alconchel, José Manuel Jiménez y Gaby Selma, entre otros. Por parte del PP, estuvo Bernardo Villar. Por parte del Xerez no se perdieron el acto, Carlos Osma, Jesús Herrera Picazo, Antonio Fernández Monterrubio, Ziganda, Chema y Emilio Viqueira.

Además, la Federación de Peñas, pese a sus discrepancias con la entidad, tampoco quiso perderse el acontecimiento y acudieron Juan Carlos Corchado y Manuel Rego, presidente y vicepresidente de los peñistas xerecistas.

Pilar Sánchez destacó que "quiero felicitar a Rafa y a su familia. Ha sido un acto emotivo que hemos querido compartir con él y un acuerdo que ya anuncié en su cena-homenaje del 29 de agosto. Allí ya anuncié que iba a tener una calle cerca de Chapín, donde se desarrolla la actividad que él más quiere, el fútbol".

Sánchez añadió: "Es un homenaje que te rinde la ciudad y la afición de ésta y de toda la historia del Xerez por tu vinculación al Deportivo, los colores que siempre has llevado y siempre has defendido y además haciéndolo siempre con mucha dignidad y como un caballero. Eres una persona absolutamente educada, que en su pequeño paso por la política supo dar un estilo a su manera de trabajar".

Verdú agradeció enormemente el gesto porque "esto es lo más grande que me ha podido pasar en Jerez. No sé si me lo merezco, seguro que hay otras personas que se lo merecen más que yo, me ha tocado a mí. No sé qué decir de esta ciudad, a la que llevo en el corazón y en la que quiero descansar el día que me toque. Y del Xerez, no sé qué decir. He defendido esta camiseta con mucho orgullo, ahora tenemos muy buenos profesionales y sólo me queda que el equipo consiga la permanencia, que es difícil, pero creo que lo podemos lograr. Por último, quiero agradecer el gesto a Pilar. Esto es un sueño".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios