Andalucía

El alcalde de Málaga teme la "radicalización" de la Junta

  • Francisco de la Torre asegura que se pueden perder inversiones en la región por la política de PSOE e IU El regidor señala que se volverá a presentar a las elecciones municipales en 2015 y defiende la política de Rajoy

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, confirmó ayer en un desayuno organizado por Grupo Joly, editor de este diario, que quiere volver a presentarse a las elecciones municipales en el año 2015. El primer edil, que en estos momentos tiene 71 años y que en esa fecha tendría 73, aseguró que "en principio sí" optará a la reelección, si bien condicionó esa decisión a su "fuerza", "ánimo" e "ilusión" y a que cuente con el apoyo tanto del partido, el PP, como de la ciudadanía. "Ya llegará el momento", dijo De la Torre ante más de 200 representantes políticos, económicos, sociales o culturales de la provincia.

Durante una hora y media, el alcalde de Málaga desgranó la actualidad desde varios puntos de vista y no rehuyó ningún tema, hablando desde la Constitución y la integración de Cataluña hasta del jeque propietario del Málaga CF. Fue muy crítico, por ejemplo, con la coalición entre PSOE e IU en la Junta. "Me preocupa que la realidad del Gobierno PSOE e IU pueda derivar en una radicalización de las políticas del Gobierno andaluz que pueda dañar la imagen del territorio o perjudicar la captación de inversiones", resaltó.

Durante varios minutos defendió la política económica del Gobierno central y, de paso, arremetió contra la anterior etapa de Zapatero. "La crisis, la más profunda desde 1929, cogió a España sin la suficiente fortaleza estructural, demostrando cierta debilidad desde el punto de vista de la competitividad, y hubo una respuesta inadecuada", afirmó el alcalde y senador del PP, quien, siguiendo el estilo norteamericano, hizo hincapié en que, teniendo en cuenta la situación actual, "no tenemos que pensar tanto en qué hace el Gobierno de turno sino pensar qué podemos hacer nosotros, teniendo una motivación positiva". Hasta se permitió aconsejar a Mariano Rajoy que se acerque más a la opinión pública.

En su opinión, el camino seguido por el PP en los últimos meses ha sido "acertado" porque "no se puede impulsar un país con tanta deuda ni sostener un Estado de bienestar si las cuentas no salen", por lo que reclamó a la sociedad que tenga la "capacidad" de entender estos aspectos. "Lo fundamental es que se recupere la confianza. Había que dar un golpe de timón duro como carta de presentación de méritos ante Europa para conseguir flexibilidad en el déficit y una política de estímulo para el crecimiento", añadió.

Un aspecto positivo que ayer destacó el alcalde de Málaga fue el hecho de que "la financiación en España está ahora más barata que hace un año" y consideró clave que la construcción retome su fuerza, bajo la referencia de la venta del stock, para que se vuelva a generar empleo. "No se volverá a las exageradas cifras de la construcción", dijo el edil, aunque sí apuntó la necesidad de ofrecer seguridad jurídica tanto a los promotores como a los posibles compradores y de atraer turistas residenciales de mercados emergentes. En este contexto, De la Torre afirmó que Málaga tiene que aprovechar todas sus potencialidades, "que son exclusivas y son las que nos ponen en valor".

A corto y medio plazo, el alcalde entiende que se recuperarán las sensaciones positivas. "Hay países que nos llevan años de madurez democrática y empresas más grandes, pero hago un balance más positivo que negativo y podemos hacer un demarraje fuerte en los próximos meses porque en 2014 tendremos números mejores". En este sentido, el primer edil consideró que Málaga podría salir antes de la crisis al ser también una de las primeras provincias que entró en ella, aunque al haber menos presupuesto público abogó abiertamente por la colaboración público-privada.

De la Torre siempre ha sido un firme defensor de la descentralización total, es decir, de que los ayuntamientos tengan más competencias. Ayer la ligó además a la necesidad de una mayor transparencia en todos los aspectos, desde los salarios hasta la negociación de los convenios, "porque eso hubiera llevado a una descentralización más equilibrada y con menos gasto público". El alcalde de Málaga señaló que "la Junta de Andalucía se ha equivocado al ver a los ayuntamientos como rivales desde el punto de vista institucional", y explicó que, ante la falta de acuerdo propiciada por la escasa descentralización, "se han perdido muchos años". De la Torre afirmó que si muchos proyectos se hubieran trasladado al ámbito local "se habrían hecho mucho mejor", aunque reconoció que no todos los alcaldes tienen la misma opinión. "Hay algunos que quieren más dinero pero no más competencias. Los ciudadanos nos piden de todo a los ayuntamientos porque somos los que estamos más cercanos, sobre todo empleo, sea competencia nuestra o no", precisó. El Ayuntamiento de Málaga ha invertido, según el alcalde, 2.000 millones de euros en la capital en la última década y, en ese montante, se incluye la construcción de 5.000 viviendas. De la Torre reconoció que el Consistorio debe más de 700 millones de euros, pero señaló que un centenar se debe a la construcción de esos inmuebles.

Había muchos asuntos locales sobre la mesa y los presentes no quisieron desaprovechar la oportunidad para hacerle preguntas directamente al alcalde. En el asunto del Metro, por ejemplo, De la Torre se ratificó en su apuesta por que vaya soterrado por la Alameda, mientras que la Junta de Andalucía defiende que sea en superficie en ese tramo. "Nos fastidiaría la ciudad y no estamos dispuestos a permitir una obra que es perjudicial", aseveró. Tampoco se dejó en el tintero la polémica sobre la salida de delegados no electos ante la sentencia judicial del Tribunal Constitucional, al que criticó por su "lentitud" tras diez años de espera.

Otro proyecto que ha levantado cierta polémica en la capital ha sido la futura colocación de una tienda de alimentación de Carrefour en la esquina de los muelles 1 y 2 del puerto, una de las zonas de oro de la ciudad. De la Torre destacó la "valentía" del Puerto por sacar adelante esta iniciativa y ratificó que "si es un plus para el Puerto y para la ciudad tiene todo nuestro apoyo". En esa misma zona se levanta el Cubo, un centro cultural que podría albergar, al menos parcialmente, la Fundación Berrocal. No obstante, el regidor precisó ayer que hay otras dos propuestas que podrían tener cabida.

Como colofón, el alcalde fue cuestionado por el jeque Al Thani, propietario del Málaga y del que se espera que haga algunos proyectos en la capital o Marbella, aunque se desconoce cuáles son sus intenciones, ya que da la callada por respuesta. "Ya quisiera saber yo qué pasa con él", comentó De la Torre, a la vez que señaló que se ha reunido en dos ocasiones con el embajador de Qatar en España y que espera un "compromiso firme".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios