Forman vs. Forman | DocsBarcelona en Filmin Contra el aburrimiento

Aún tienen todo el día de hoy para ver en el festival DocsBarcelona de Filmin este ameno documental sobre el cineasta checo Miloš Forman (1932-2018), que fallecía hace ahora un par de años dejando tras de sí una sólida filmografía, varios éxitos de taquilla y un par de Oscar como mejor director (Alguien voló sobre el nido del cuco, Amadeus) que lo sitúan en un lugar de privilegio en la historia del cine moderno.

Un documental narrado en primera persona a partir del ensamblaje de materiales de archivo de distintas épocas que recorre su infancia en Checoslovaquia, los episodios trágicos de la muerte y la desaparición de sus padres en campos de concentración, su primera fascinación por el cine, su intento fallido de convertirse en actor, su entrada en la escuela de cine y sus primeros largometrajes, Concurso, Pedro el negro, Los amores de una rubia o ¡Al fuego, bomberos!, que lo catapultarían como el principal valor de exportación de la Nova Vlná checa antes de dar el salto definitivo a Hollywood empujado por las circunstancias políticas y el endurecimiento del régimen comunista tras la Primavera de Praga de 1968.

Un documental que nos presenta a un Forman lúcido, socarrón y autoconsciente, a un tipo libre que supo navegar con sarcasmo y astucia creativa en las procelosas aguas de la vigilancia y el aburrimiento comunista, que trajo un rejuvenecedor aire documental a las acartonadas formas del realismo socialista, un air du temps que prolongaría luego en Hollywood, entre éxitos y fracasos (de Taking off, el primero en la frente, a El escándalo de Larry Flint, con una nueva nominación al Oscar, pasando por el hit generacional de Hair o la extraordinaria Ragtime), en estrecha colaboración con Miroslav Ondrícek a la fotografía y de la mano de historias, argumentos y guiones ajenos que le permitieron seguir hablando de la libertad individual enfrentada a cualquier institución o sistema como gran tema que atraviesa su filmografía.

Forman vs. Forman también nos revela al hombre que cayó en una profunda depresión a su llegada a Estados Unidos, más de un año encerrado en su habitación del Chelsea Hotel y al que rescataron Michel Douglas y Saul Zaentz para poner en sus manos el guion de Alguien voló sobre el nido del cuco, su entrada por la puerta grande en aquel Hollywood de los setenta que supo dar acogida al mejor talento europeo del momento.  Un documental que habla también del exilio y la nostalgia del hogar sin demasiados paños calientes, del rodaje vigilado de Amadeus en su país, del reencuentro con las libertades (fue amigo de infancia de Václav Havel, primer presidente democrático de Checoslovaquia) o de esa particularísima circunstancia personal que hizo que hasta en dos ocasiones, con dos mujeres diferentes, Forman fuera padre de gemelos con 35 años de diferencia.