Barbara Probst Solomon

Muere Barbara Probst Solomon, cronista de la lucha antifranquista

  • La escritora y ensayista estadounidense retrató en su obra la dictadura y la transición españolas

Barbara Probst Solomon en Sevilla en 2005. Barbara Probst Solomon en Sevilla en 2005.

Barbara Probst Solomon en Sevilla en 2005.

Comentarios 1

La escritora y ensayista estadounidense Barbara Probst Solomon ha fallecido este domingo en su casa de Nueva York a los 90 años a causa de una enfermedad renal, según ha informado su familia y recoge '.

Probst Solomon es conocida por documentar la vida en España durante y después del régimen de Franco, en particular por sus memorias de 1972, Llegando a donde comenzamos, donde relata su participación juvenil con el movimiento de resistencia antifranquista. Sus ensayos aparecieron en The New York Times, The New Yorker, The New Republic, HuffPost o en El País.

La escritora recibió en 2010 la Orden de las Artes y las Letras de España por manifestar a través de sus libros y colaboraciones periodísticas su "compromiso cívico y su voluntad de mejorar la sociedad en que vivimos, así como por haber contribuido al acercamiento de dos países y dos culturas".

Nacida en Nueva York, tras graduarse en la escuela secundaria de Dalton se trasladó a vivir a París, finalizada la Segunda Guerra Mundial. Allí determinó su compromiso personal con la causa de las libertades y la defensa de los derechos humanos que impregnarán desde entonces el desarrollo de una prolongada trayectoria literaria y activismo social.

Durante su estancia en París colaboró con Paco Benet (hermano del novelista Juan Benet) en el rescate de estudiantes españoles de un campo de trabajo cercano a Madrid. Posteriormente, en París, le ayudó a publicar y pasar de contrabando a España la revista disidente Península.

Entre los libros de Barbara Probst Solomon, además de Llegando hasta donde estamos, destacan la novela The Beat of Life; y el autobiográfico Short Flights, así como su colección de ensayos Horse-Trading and Ecstasy.

En 2001, creó su propia empresa de edición literaria, Great Marsh Press, y la revista de literatura internacional The Reading Room, en cuyo consejo fundador se encontraban Saul Bellow, Normal Mailer, Juan Goytisolo y Larry Rivers.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios