Rally Dakar Alonso y su preparación exprés

  • El asturiano ha trabajado durante 10 meses para adaptarse a una nueva modalidad para disputar el Dakar

Fernando Alonso. Fernando Alonso.

Fernando Alonso. / alberto morante / efe

Apenas hay diez meses de diferencia entre el día que Fernando Alonso se subió por primera vez a un coche del Dakar y el momento en que este domingo tomará en Arabia Saudí la salida del rally más duro del mundo. En ese tiempo se sometió de manera exprés a una intensa preparación para adaptarse a una nueva disciplina.

El radical cambio de pasar del asfalto a las dunas en menos de un año llevó a Alonso a prepararse con una serie de entrenamientos en África, Europa y Oriente Medio que lo llevaron a mutar su estilo de conducción para estar en la salida de este Dakar. En estos últimos meses ha rodado todos los kilómetros que ha podido, en una frenética acumulación de horas al volante del Toyota Hilux bajo los consejos de campeones del Dakar como el qatarí Nasser Al Attiyah, el sudafricano Giniel De Villiers o Marc Coma.

A finales de marzo, tras ganar las 1.000 millas de Sebring en el Mundial de resistencia, el asturiano viajó hasta Sudáfrica para ponerse por primera vez al volante del Toyota Hilux. En su primera toma de contacto con el coche ganador del último Dakar tuvo a su lado a De Villiers. Ya en agosto probó en el desierto de Namibia, otra vez con De Villiers como instructor, para completar 1.000 kilómetros sobre dunas. "Estoy contento con mis progresos, pero todavía hay mucho por hacer", apuntó.

En septiembre, para probarse en pistas rápidas de tierra como las que habrá en este Dakar, el ovetense sumó otros 700 kilómetros en Polonia. Ese mes regresó a Sudáfrica para participar en el Lichtenburg 400, rally en el que hizo 374 kilómetros empañados por un vuelco, un pinchazo y la rotura del parabrisas por la colisión con un pájaro. Su copiloto fue Marc Coma, que desde entonces lo acompaña en cada prueba de Toyota.

Alonso tomó rumbo a Qatar para completar dos días de prácticas en el desierto con Al Attiyah como entrenador personal. Repitió después en Marruecos antes de participar en el rally de aquel país. Acabó entre los diez primeros en tres etapas, lo que le dejó "buen sabor de boca", pero una rotura de la suspensión y varios pinchazos le impidieron estar arriba en la clasificación general.

El 24 de octubre Toyota confirmó que Alonso correría el Dakar 2020 junto a Coma, cinco veces campeón del rally en moto y director deportivo de la prueba entre 2015 y 2018. El 9 de noviembre Alonso consiguió su primer podio en rallys al finalizar tercero en la prueba Al Ula-Neom, cuatro días de competición y unos 800 kilómetros cronometrados entre estas dos ciudades de Arabia Saudí por las que también pasará el Dakar. A menos de un mes para la partida del Dakar, el asturiano hizo su último test en las dunas del desierto de Abu Dhabi.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios