fútbol tercera división

Aferrados al Marchán

  • El Guadalcacín recibe este mediodía al Utrera dispuesto a inaugurar ya su casillero de puntos

  • Javi Rivas: "El equipo está con muchas ganas"

El centrocampista Luis Castillo y el defensa David, haciendo estiramientos en pretemporada. El centrocampista Luis Castillo y el defensa David, haciendo estiramientos en pretemporada.

El centrocampista Luis Castillo y el defensa David, haciendo estiramientos en pretemporada. / vanesa lobo

Después de caer derrotado en las dos primeras jornadas, el Guadalcacín vuelve a su horario habitual del mediodía (12:00 horas) para recibir en la tercera jornada al Utrera, partido que el técnico Javi Rivas y sus futbolistas quieren que sea un punto de inflexión para inaugurar su casillero de puntos en la larguísima maratón que supone que va a ser esta temporada la carrera por la permanencia en la categoría, competición para la que será fundamental hacer del Fernández Marchán un fortín como en campañas anteriores.

En efecto, el Guada no ha terminado de arrancar: sorprendido en casa en la jornada inaugural por el Gerena y sin opciones a las primeras de cambio en la visita al Sevilla C, los azules son conscientes de que conviene no ceder más terreno aunque esto no ha hecho más que empezar. Y en esta tesitura llega el Utrera, uno más con aspiraciones en el grupo y que llega con cuatro puntos en su haber. Sin duda, los del San Juan Bosco serán un hueso duro de roer para el equipo jerezano y Javi Rivas, entrenador del Guada, ya ha aleccionado a los suyos: "A ver si somos capaces de sacar el partido adelante aunque el rival quizás sea el más fuerte de los equipos que he visto de la categoría y es uno de los equipos a tener en cuenta este año".

Los chavales están muy ilusionados, saben que esto no va a ser fácil y saben dónde estamos"

Pese a las dos derrotas, Rivas señala que el vestuario anda bien de moral: "Los chavales la verdad es que tienen muchas ganas, son gente con aspiraciones, gente joven, tenemos una mezcla de jóvenes y un par de veteranos y los chavales la verdad es que están muy ilusionados, saben que esto no va a ser fácil, saben dónde estamos, sabemos con quién nos estamos enfrentando en esta categoría, la ilusión es lo último que se pierde".

El Guada está acostumbrado a sufrir y está claro que esta temporada no va a ser menos, "y no solamente que haya sufrido sino que este año, por las circunstancias que sean, los equipos se han reforzado muchísimo y el Guadalcacín se ha desmembrado un poquillo con respecto a otros años, había sido el equipo de máxima categoría de la zona de Jerez y ahora al estar los dos Xerez es complicado confeccionar un grupo más compacto como el que ha tenido en temporadas pasadas".

En efecto, el efecto escaparate del Fernández Marchán ha ido desapareciendo: "Antes incluso había jugadores a coste cero por el simple hecho de querer jugar en Tercera y ahora nos estamos encontrando gente que por esas cantidades ni hablan, nos encontramos con muchos problemas de jugadores para empezar a competir en la categoría", lamenta el preparador portuense.

Sea como fuere, con estos condicionantes está claro que las opciones del Guada crecerán si logra hacerse fuerte en casa: "Sí porque todos sabemos que nuestro campo es de dimensiones reducidas, aquí a los equipos les va a resultar difícil y les va a costar trabajo desempeñar el fútbol que ellos atesoran y nosotros, con las ganas, la ilusión y nuestro campo, que lo tenemos a nuestra medida, intentaremos que se escapen los mínimos puntos posible. El día del Gerena fue una lástima que se nos fuese ese partido y a partir de ahora trataremos de que se queden los máximos puntos aquí para poder lograr la permanencia".

En esa aspiración queda claro que la afición puede jugar un papel fundamental: "El primer partido la verdad es que me quedé sorprendido porque había un grupo bastante numeroso para la época del año en la que estamos y no pararon, nos llevaron hasta el final en volandas. Si hubiéramos tenido un poco de acierto podríamos haber obtenido aunque fuese un punto, en los últimos minutos tuvimos al Gerena casi embotellado en su campo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios