DIARIO DE JEREZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Línea de Fondo

Muy españoles y mucho españoles

  • Ansu Fati ya puede jugar con España

NI es el primero, ni será el último. Ansu Fati ya es muy español y mucho español y es parte de España, que es una gran nación. Da igual que Ansu Fati sea un negro africano muy guineano y mucho guineano. En España, estos son los negros que nos gustan. Con negros como este, España demuestra que es una tierra solidaria, acogedora que se desvive por conseguir con urgencia los papeles para un inmigrante africano y que debute cuanto antes con nuestra selección nacional. En España tenemos claro que a Ansu Fati le corre por las venas sangre roja, sangre española y que si lo cuidamos dará muchas tardes de gloria a nuestro maravilloso país.

Sin querer ser un pájaro de mal agüero, tengo que reconocer que, a lo lejos, muy a lo lejos, pero sin salir de España, veo en el futuro de Ansu Fati algunos nubarrones grises. Aunque nos disguste, no podemos negarnos a aceptar la realidad y, en este caso, Ansu Fati, este negro muy y mucho de los nuestros, se está criando en el seno del Barça. Sí, veo nubarrones grises. Quizás el entorno y todo lo que ello conlleva le haga despertar en un futuro no muy lejano y el propio Ansu Fati descubra que no es español, sino que realmente es catalán y que su Cataluña no tiene nada que ver con ese país llamado España que un día, según cuenta los verdaderos libros de historia, invadió a la gran nación catalana.

Si eso ocurriera, Ansu Fati podría convertirse en alguien odioso a los ojos de los que somos muy y mucho de aquí, incluso lo podríamos ver como un negro inmigrante peligroso al que habría de devolver en caliente a su verdadero país tercermundista. Que estamos hartos de que los negros africanos vengan a nuestro país para quitarnos las ayudas y el trabajo.

Esperemos que esos nubarrones se disipen y Ansu Fati bese mucho el escudo de la Roja, tararee mucho el himno español y nos haga sentir a todos nosotros, con sus goles, la grandeza y el orgullo de pertenecer a España, una de las naciones más grandes del mundo y no digo la que más, porque si algo tenemos nosotros es que somos a la par grandes y muy humildes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios