Deportes

El duelo Rosberg-Hamilton alimenta todas las teorías

  • Mercedes niega que el resultado de la carrera, con el triunfo de Hamilton en Monza estuviese pactado

Un error bajo presión de Nico Rosberg abrió una puerta a Lewis Hamilton en el Mundial de Fórmula 1, pero también alimentó las teorías conspiratorias en la escudería Mercedes. Líder del Mundial con 238 puntos (22 más que su compañero), el alemán admitió que su error entregó la victoria del Gran Premio de Italia al británico, aunque indicó que el segundo lugar "no fue un desastre".

Tras la colisión de ambos hace dos semanas en Bélgica, por la que Rosberg se disculpó previa reprimenda, la escudería tuvo que rechazar los rumores de que el resultado de Monza estaba pactado. Algunos periódicos británicos destacaron comentarios del tres veces campeón del mundo Jackie Stewart, que se preguntó si Rosberg era capaz de cometer el mismo error dos veces en la misma curva. "Es una zona en la que no había riesgo real de cometer ese fallo", afirmó Stewart.

Sin embargo, Mercedes rechazó cualquier acusación y Rosberg afirmó que fue la presión que Hamilton estaba ejerciendo sobre él lo que le hizo salirse en la chicane. "Lewis estaba siendo muy rápido. Yo tenía que aumentar mi ritmo y cometí el error".

En la misma línea, lo Hamilton recordó que a Rosberg no le gusta pilotar bajo presión. "Sabía que era el mejor momento para presionarlo. Lo hice hace un par de carreras y no le gustó, así que aumenté un poco la presión", explicó. La salida de pista de Rosberg llegó poco después de que el ingeniero de carrera de Hamilton le dijera al británico que siguiera detrás del alemán y que no intentara ningún adelantamiento hasta el final. "El coche iba bien y fue el momento en que más cerca estaba", dijo Hamilton, negando que hubiera ignorado las instrucciones de boxes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios