fútbol tercera división

Un epílogo de lo más cruel para el Guadalcacín (3-1)

  • El Cabecense inflige la sexta derrota con goles en el 89' y 92'

Fran Jiménez anotó el gol del empate del Guada en el Carlos Marchena. Fran Jiménez anotó el gol del empate del Guada en el Carlos Marchena.

Fran Jiménez anotó el gol del empate del Guada en el Carlos Marchena. / miguel ángel gonzález

El Guadalcacín encajó su sexta derrota consecutiva de la manera más cruel, cuando ya acariciaba su primer punto de la temporada y rozando el minuto 90 el Cabecense hizo el 2-1 y luego sentenció ya en el descuento.

En un duelo entre necesitados, el Cabecense logró una victoria importante para alejarse de la zona peligrosa de la clasificación, tras derrotar a un Guadalcacín que no perdió la cara en ningún momento pero que sigue a cero ocupando el farolillo rojo.

El partido se preveía intenso por lo que se jugaban ambos equipos y no defraudó. Ambos necesitaban la victoria de forma necesaria para empezar a sumar, al fin, de tres en tres y ya desde los primeros minutos llegaron las ocasiones. Los jugadores de Jesús Falcón desplegaron un juego directo, generando peligro por las bandas, y contando con un Pepelu en un gran estado de forma, erigiéndose como uno de los mejores de los suyos. Con este guión, no tardó mucho en caer la primera diana: casi llegados a los primeros veinte minutos el colegiado señaló penalti en el área visitante y Burrita no perdonó desde los once metros.

A raíz del 1-0 el Guadalcacín dio un paso al frente, sabiendo que sus aspiraciones para puntuar pasaban por adelantar las líneas e empezar a generar más peligro. Chiqui y Fran Jiménez lo intentaron, pero en todo momento se encontraron a una defensa bien situada, y a un Ivás Casas muy seguro bajo palos. Pero el premio a la insistencia llegó a falta de un minuto para el descanso cuando Fran Jiménez remató al fondo de la red una gran jugada de los visitantes. Jarro de agua fría para el Cabecense y sus aficionados que encajaron un gol psicológico que más tarde pasaría factura.

Ya en la segunda mitad, los locales lo intentaron pero veían cómo pasaban los minutos y el resultado no se movía. Por su parte, los jugadores de Javi Rivas se sentían cómodos en el césped, y con la esperanza de sumar los primeros puntos del campeonato. Las entradas de Regalí y Juanjo le dieron un aire fresco al equipo, aunque en el tramo final se llevaron un nuevo mazazo.

En efecto, cuando parecía que el choque acabaría en tablas, Pulet batió a Lebrón para establecer el 2-1. Pero solamente un minuto después llegó la sentencia en forma de diana de Pepelu, que redondeó una gran actuación personal.

Con este resultado, el Cabecense estrena su casillero de victorias esta temporada pese a que sigue en posiciones de descenso. Por su parte, el Guadalcacín no levanta cabeza y sigue encadenando derrota tras derrota, con lo que continúa en la cola de la clasificación aunque ayer mereció puntuar. Los de Javi Rivas recibirán en la siguiente jornada a la Balompédica Lebrijana en el Fernández Marchán.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios