Deportes

El maillot que da alas

  • La indumentaria usada por Sky en la contrarreloj sigue generando debate en el pelotón del Tour

Froome en la crono del sábado. Froome en la crono del sábado.

Froome en la crono del sábado. / EFE

La contrarreloj inaugural el sábado pasado sigue trayendo cola en el pelotón del Tour. Todo viene a colación de un extraño tejido en las mangas y en los hombros de los maillots del equipo Sky, una tela constituida a base de bolas de aire que mejora la aerodinámica de la prenda y, por tanto, el rendimiento de quienes la porta.

Desde entonces, el Vortex se ha sumado al vocabulario del Tour en el apartado dedicado a la tecnología destinada a mejorar los tiempos.

Su uso está provocando controversia. Según algunos equipos contraviene la reglamentación de la Unión Ciclista Internacional (UCI), que prohíbe de forma clara "toda vestimenta susceptible de influir en el rendimiento del corredor". En particular veta "elementos vestimentarios que puedan disminuir la resistencia de penetración del aire y modificar la fisonomía del corredor".

Cuatro ciclistas del Sky lucieron bandas de esa tela en Düsseldorf. La lluvia sacó a la luz y trajo consigo la polémica. El conjunto británico situó a cuatro ciclistas entre los ocho mejores de la etapa pese a la lluvia.

Fue el equipo FDJ quien puso toda la carne en el asador al denunciar el caso ante los comisarios de carrera. Su director de rendimiento, Fred Grappe, acudió provisto de un estudio que asegura que el freno del viento se reduce hasta un 7 % con el Vortex, lo que pudo traducirse en una veintena de segundos.

Los comisarios aseguraron que no tienen autoridad y lanzaron la pelota al tejado de la Unión Ciclista Internacional (UCI), que deberá pronunciarse antes de la crono de Marsella. Y el pelotón se divide entre quienes creen que habría que prohibirlo en nombre de la igualdad de oportunidades y los que consideran que no se puede poner puertas al progreso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios