Deportes

Un paso adelante

  • A Márquez le sabe a gloria la segunda plaza en Losail, un circuito que no se le da bien ni a él ni a Honda y donde la RC213V recorta a la Desmosedici

Dovizioso se llevó el primer asalto del Mundial 2018 pero Márquez no acabó nada descontento con su resultado en Losail. Dovizioso se llevó el primer asalto del Mundial 2018 pero Márquez no acabó nada descontento con su resultado en Losail.

Dovizioso se llevó el primer asalto del Mundial 2018 pero Márquez no acabó nada descontento con su resultado en Losail. / motogp.com

¿nada nuevo bajo el sol, o en este caso mejor dicho, bajo la luna de Qatar? El triunfo de Dovizioso con la Ducati y el segundo puesto de Márquez con la Honda en Losail dejan claro que tanto la Desmosedici como la RC213V parecen haber hecho los deberes en pretemporada y han dado un paso adelante con respecto al pasado Mundial y la primera carrera del campeonato parece ser un aperitivo del mano a mano que espera en las próximas 18 carreras. El italiano se apunta el primer asalto del duelo pero el defensor del título no sale descontento de Qatar ni mucho menos...

En efecto, Losail es un trazado que se le suele dar bien a las Ducati y a Dovizioso, que el domingo consiguió su primera victoria en el circuito qatarí. Por contra, Márquez no esconde que no acaba de adaptarse a Losail y que no se le da bien este circuito pese a su victoria en 2014, de ahí que diese por bueno el segundo puesto del domingo: "Estoy muy contento con esta segunda posición, porque este es uno de los circuitos del calendario en el que más sufrimos. Ya lo vimos durante el test, así que sabíamos qué esperar. Con el neumático delantero duro sufría un poco en las curvas de izquierdas, pero con el medio no hubiese acabado la carrera".

Lo malo es haber tenido aquí tan cerca a Marc, no lo esperaba en las últimas vueltas"27Milésimas. Diferencia entre Márquez y Dovizioso el domingo: en 2017 fue de 6,284 segundos

Márquez sabía que la estrategia de Dovi sería tirar al final "y cuando ha adelantado a Zarco me he dicho '¡Vamos!' Le he seguido y casi me voy largo. Pero ha sido una gran carrera, un gran espectáculo y hay una cosa que me ha gustado mucho: esta vez, en la recta éramos capaces de aguantar con él. Eso es muy bueno", reconocía con una sonrisa.

El paso adelante del defensor del título es evidente: en 2017 -ganó Viñales con la Yamaha YZR M1-, Márquez acabó cuarto a 6,284 segundos de Dovizioso, que fue segundo; el pasado domingo, el español terminó a rebufo del italiano: 27 milésimas.

La pelota está ahora en el tejado de Dovizioso: parece claro que la Honda ha mejorado en un circuito más favorable a la Ducati y ahora está por ver si la Desmosedici también es capaz de mejorar en trazados que se adapten mejor a la RC213V. "Lo malo es haber tenido aquí tan cerca a Marc, no lo esperaba en las últimas vueltas", reconocía Dovizioso tras su triunfo en Losail.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios