Deportes

"Se te queda cara de tonto"

  • José Antonio Luna, entrenador del Jerez Industrial, lamenta los despistes defensivos que costaron dos puntos ante el Villamartín: "Es un mazazo por cómo han llegado los goles, estamos decepcionados"

Al Jerez Industrial el empate ante el Villamartín le supo a derrota al perder dos goles de ventaja y encajar los tantos serranos en los últimos diez minutos de partido, el segundo ya en el tiempo añadido, después de un partido que tuvo neto color blanquiazul. José Antonio Luna, entrenador del cuadro industrialista, lamentaba los despistes defensivos que costaron dos puntos que hubieran colocado a los jerezanos a un punto de la segunda plaza.

El técnico jerezano explicaba en rueda de prensa tras el partido que el encuentro "estaba totalmente controlado con 2-0, habíamos fallado algunas ocasiones de gol clarísimas, el portero en el minuto ochenta y tres se confía un poco en la posesión del balón, el delantero es tunante, le pega un pellizco y le roba el balón y mete el 2-1. A partir de ahí el equipo se pone un poquito nervioso, se va un poquito del partido. Sabiendo lo poco que quedaba de tiempo intentamos que el equipo mantuviera la compostura y en el minuto 93 ellos meten un balón dentro del área, existe un error defensivo y nos marcan el 2-2, y nos quedamos un poco con la cara de tonto".

Sin duda, hasta que llegó el primer gol del Villamartín ni por asomo parecía que el cuadro serrano acabara empatando ya que el Industrial era amo y señor del partido: "Ha estado totalmente controlado, creando ocasiones, con 2-0 podíamos haber metido un par de ellos más porque ha habido ocasiones de gol muy claras. Nunca se nos ha pasado por la cabeza que ellos iban a marcar porque estaba muy controlado, pero viene ese primer gol, nos ponemos un poco fuera de lugar y cuando hay que estar ya más concentrados, y prácticamente ya en el minuto 93, cuando hay que intentar que no te creen ningún tipo de opción de gol, pues te marcan y te quedas con eso, con la cara de tonto".

En la recta final, el Villamartín hizo valer su mayor oficio y aprovechó la bisoñez de los industrialistas, menos pícaros en esa fase del encuentro: "Sí porque hay momentos en el partido, y se lo dije a mis jugadores, en que este equipo (el Villamartín) va a jugar mucho con la madurez, el saber estar en el campo: nos van a chinchar, nos van a dar ganar donde nosotros no sabemos. Se trata de no cometer errores, ser listos, estar centrados todo el tiempo en el partido, en saber lo que tenemos que hacer y ellos han ido buscando cualquier falta en cualquier momento, se han ganado también un poquito al árbitro y nos han ganado terreno en ese aspecto pero en el otro lo teníamos muy controlado. Pero ha llegado el primer gol, ellos se han crecido, han empezado a meter balones arriba y en una que han cogido nos han metido el 2-2".

Para el Industrial el empate fue una lástima porque el equipo volvió a dejar buenas sensaciones, y así lo subrayaba su entrenador: "Sí, lo que pasa es que para nosotros es un mazazo por cómo se ha producido el perder dos puntos, porque en el minuto 93, ya prácticamente los teníamos en el casillero, de la forma que se ha producido y nos han marcado, estamos un poco decepcionados. Sí es cierto que el equipo ha estado bien plantado en el campo, sabía lo que tenía que hacer en cada momento, ha jugado por momentos bien, hemos tenido ocasiones muy claras de gol para ampliar el resultado pero evidentemente se te queda ese mal sabor de boca porque es lo último del partido".

Por eso el punto supo a poco: "Sumamos pero evidentemente después del mal sabor de boca te ese punto cae malamente. Para nosotros es un palo, un paso atrás. Siempre digo a los jugadores que hay que mantener la intensidad y sobre todo en los minutos finales pero ellos han estado más listos, han aprovechado dos fallos infantiles. Ahora no queda otra que seguir luchando y aprender de los errores para que no se vuelvan a repetir".

Ya no valen lamentaciones y hay que aprender de los errores pensando ya en el Chiclana: "Ahora no valen ni discusiones ni nada, es lo que les he dicho a los jugadores al final del partido. Hay que aprender de los errores y madurar un poquito en este tema, saber estar en el campo porque hay equipos que simplemente sabiendo estar en el campo y siendo más pícaro que el rival se llevan los partidos como le ha pasado al Villamartín".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios