Deportes

Bajo la sombra de Negredo

  • Desde la llegada de Lillo el equipo almeriense tiene mejor trato de balón pero sigue teniendo dificultades ante el gol · La estrategia, una de las armas del cuadro rojiblanco

Agobiado por sus últimos resultados, sólo dos puntos de 18, el Almería de Lillo no es un equipo fácil. Con el vasco ha ganado en patrón de juego, en ritmo y en posesión de balón, pero sigue teniendo serias dificultades de cara a gol. Genera ocasiones, llega y explota como nadie las bandas, pero sufre a la hora de definir. La sombra de Negredo sigue sobrevolando Almería y ni Goitom ni Kalu Uche, que de por sí no es un goleador nato, han mejorado los números del pasado año.

A veces, y más en Primera División, una carta, una leve pieza en la partida decide el futuro de una temporada, y en el caso rojiblanco la marcha del ahora delantero del Sevilla, verdadero impulsor del equipo la campaña anterior, aún pesa.

Desde que Lillo aterrizara en el Juegos Mediterráneo, a finales del mes de diciembre, el cuadro andaluz ganó en autoestima y mejoró notablemente a nivel de resultados. El guipuzcoano modificó el sistema pasando al 4-3-3 que utiliza el Barça y el equipo lo notó. Su juego es ahora más fluido, de más toque, basando la canalización en el argentino Bernardello, que hace de clásico cinco, y en la pelea de M'Bami y Soriano.

Arriba, no obstante, el equipo se atasca generalmente. Uche no es nueve nato y cuando el partido se complica y el rival cierra espacios, no suele aportar demasiado de espaldas a portería, algo que sí hacía Negredo el pasado año. La vuelta de Goitom puede aliviar ese problema.

Otra de las mejoras encontradas en el Almería desde la llegada de Lillo radica en las acciones de estrategia. El conjunto rojiblanco sabe exprimir las virtudes de jugadores como Corona y Crusat, buenos lanzadores, y aprovechar el poderío aéreo de futbolistas como Acasiete, Domingo Cisma, Chico, Kalu Uche, con un poderoso salto, Soriano o el propio Henok Goitom.

El técnico vasco, estudioso del fútbol a más no poder, es amante de la pizarra y hasta el momento ha obtenido rentas importantes en este tipo de acciones, ya sean faltas laterales, córners o libres directos.

lo mejor

La velocidad de sus hombres de arriba es una de sus mejores armas sobre todo fuera de casa y con espacios. Las acciones de estrategia y Diego Alves son otros de sus fuertes.

lo peor

Las dificultades de cara a portería. En los últimos nueve encuentros sólo han sido capaces de marcar cinco tantos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios