Las consecuencias de la crisis La demanda de acero, bajo mínimos

Acerinox: un ERE pese a la solidez de sus cuentas

  • La empresa ganó hasta octubre 125,4 millones de euros

El grupo Acerinox comienza a negociar los detalles de un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) para la plantilla de la factoría de Palmones (Cádiz) en un momento en que la demanda de aceros se sitúa en niveles excepcionalmente bajos. Los pedidos de la factoría apenas alcanzan un tercio de la capacidad de la planta -estimada en 60.000 toneladas mensuales- desde el pasado mes de octubre. Sin embargo, Acerinox llega a estas circunstancias de mercado con la cuenta de resultados en positivo.

El beneficio acumulado por el grupo siderúrgico hasta octubre de 2008, según datos de la propia compañía, asciende a 125,4 millones de euros. Las magnitudes de todo el ejercicio y detalles sobre la producción se conocerán el próximo 27 de febrero.

Los resultados hasta ese momento son sensiblemente inferiores a los de 2007 (312,3 millones de euros) en el que es considerado como el segundo mejor año de la historia de la compañía. 2006 se despidió con 503 millones de euros de saldo positivo, el mayor alcanzado por el grupo ayudado por una coyuntura de mercado muy favorable con una fuerte demanda en Asia y, en aquel momento, pocos productores para cubrirla. En 2006 China demandaba el 25% de la producción de acero mundial.

Las ganancias del grupo siderúrgico hasta el momento de la caída en la cartera de pedidos son similares a las cosechadas en todo el año 2003 (125,6 millones). En total, el grupo Acerinox obtuvo beneficios por 1.398,3 millones de euros entre 2003 y 2007. La factoría de Acerinox de Palmones aportó el 38,9% de los beneficios acumulados en este quinquenio, lo que se traduce en 545,1 millones de euros.

Acerinox reconoció en su tercer balance parcial de 2008, sin aportar datos de producción, que el mercado resistió bien la crisis internacional en los nueve primeros meses del año, si bien ya alertaba de la debilitación de la demanda como consecuencia de la crisis internacional y de la mayor oferta de productores en China. No obstante, la compañía reseñaba que produjo en los nueve primeros meses del año algo más que en el mismo periodo de 2007.

En cuanto a las reservas económicas de la compañía, la deuda financiera neta del grupo en octubre de 2008 se encontraba en 1.209 millones de euros, aunque la compañía tenía disponible en ese momento más de la mitad de las líneas de crédito en vigor -2.475 millones de euros- y la mitad de su endeudamiento financiero (615 millones) consignados a largo plazo. La reciente renovación de los créditos a corto plazo aportaba justo antes del inicio de este periodo de baja demanda garantías de liquidez, según consta en la propia memoria del grupo.

El expediente temporal de empleo para Palmones se presenta, por tanto, sin que Acerinox haya registrado pérdidas económicas y en una situación financiera saneada con poco endeudamiento.

La compañía afronta el futuro con un fuerte plan de inversiones -45,6 millones para los dos próximos años en Palmones- cuya continuidad ha sido garantizada por los directivos y que suponen un importante activo cuando el mercado vuelva a cotas normales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios