Economía

Cajasol considera que las fusiones interregionales "tienen más sentido"

  • La entidad se muestra "abierta" a los procesos de integración, aunque resalta que su dimensión actual es la "adecuada"

"Abierta y proactiva". Con estas palabras, el presidente de Cajasol, Antonio Pulido, definió ayer la estrategia de la entidad ante los procesos de integración que se están produciendo en el sector de las cajas de ahorro. Cajasol no descarta fusiones, y si se realizan con entidades de otras comunidades, mejor. "Lo contrario no tiene mucho sentido, mientras que las fusiones interregionales tienen toda la lógica económica del mundo", señaló Pulido, al ser interpelado sobre un estudio de la consultora Tatum, que vaticina una posible fusión de la entidad andaluza con las dos cajas extremeñas, Caja Castilla La Mancha y Caja Guadalajara.

A renglón seguido, el presidente de Cajasol insistió en que no hay ninguna decisión empresarial adoptada. "Cualquier tipo de iniciativa deberá valorarse en los órganos de dirección y de gobierno de la entidad, a los que les corresponde tomar una decisión y dar su autorización", matizó Pulido, que resaltó que "en ningún caso tomaremos una decisión unipersonal".

Aunque la caja andaluza considera que cualquier concentración es "positiva", la integración con otra u otras entidades no constituye una necesidad acuciante para Cajasol. "Cajasol es la novena entidad de España de un total de 45 y su dimensión es adecuada", señaló Antonio Pulido, que recordó que "los que iniciamos los procesos de fusiones fuimos Caja San Fernando y el Monte hace dos años". "En aquel momento pensábamos que era buena la concentración del sistema financiero, y hoy lo pensamos más", agregó. Para Pulido, una de las muestras de la fortaleza de Cajasol radica en el último informe de la agencia calificadora Fitch, que mantuvo el rating de la entidad. "Sólo cinco o seis cajas españolas lo han conseguido, lo que demuestra que nuestra situación de solvencia es muy buena", sostuvo.

En cuanto al cierre del ejercicio, la entidad se ha marcado como objetivos la reducción de costes y la contención de la morosidad, que se sitúa "por debajo de la media del sector". Pulido destacó que los gastos operativos de Cajasol se recortaron un 12% en lo que va de año, aunque la inversión crediticia aumentó un 3%, un dato que evidencia que "no hay cierre del crédito". El presidente de la entidad señaló que los resultados reflejarán la actitud "tremendamente conservadora en la política de provisiones y dotaciones", por lo que rechazó de plano la posibilidad de un incremento de beneficios para este año.

Pulido también mencionó la gran aceptación que está recibiendo el portal inmobiliario de la caja, donde se han puesto a la venta un millar de viviendas con rebajas de hasta el 40%. "Está funcionando bien. Estamos llegando unas 40 operaciones semanales de compra y ya hemos recibido más de 400.000 visitas", aseveró. Además, el presidente de Cajasol recordó que las obras de la Torre Pelli están ya en marcha, afirmando que "hay importantes entidades" que han expresado su interés por trasladarse al inmueble.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios