Economía

Europa pacta un plan global de apoyo al sistema financiero por un año

  • Los países del euro se coordinan para garantizar préstamos entre bancos, dotarlos de liquidez comprándoles activos y evitar la quiebra de ninguna gran entidad

Comentarios 5

Europa ha reaccionado por fin de manera conjunta ante la crisis, tras un fin de semana en el que se ha constatado una voluntad global de actuar conjuntamente con las reuniones del G-7, del G-20. Los jefes de Estado y de Gobierno de los quince países que utilizan la moneda única acordaron ayer tras una reunión de más de tres horas en París -acompañados del presidente del BCE, Jean Claude Trichet; del de la UE, José Manuel Durao Barroso y del primer ministro británico, Gordon Brown- una plan de apoyo global al sistema financiero de la Zona Euro. El documento, de 14 puntos, no incluye una cifra global ya que en él se contienen las grandes acciones en las que los Estados están de acuerdo, pero no entra en su definición concreta país a país.

El plan se llevará esta semana a la cumbre de la UE para refrendar su aplicación en toda Europa. La presencia de Brown, cuyo país no forma parte de la Eurozona, se explica porque el plan británico ha servido de inspiración.

Las medidas pueden sintetizarse en tres grandes líneas de actuación. Primero, los socios de la moneda única acordaron capitalizar los bancos comunitarios en dificultades con fondos públicos, de manera que se evite la quiebra de ninguna gran entidad. Una medida que ya utilizada por distintos países en las últimas semanas y que ha acabado con la nacionalización de varias entidades.

En segundo lugar, se garantizarán al menos hasta final de 2009 los préstamos entre bancos con el objetivo de reactivar este mercado, que en la actualidad se encuentra paralizado por la desconfianza entre unas entidades y otras. "No se trata de hacer un regalo a los bancos sino de permitirles funcionar", aseguró el presidente francés, Nicolás Sarkozy. A cambio, los países de la Eurozona pedirán a los bancos "un compromiso claro de mantener o incrementar el volumen de créditos, en particular en beneficio de los hogares y las pymes".

Por último, y en línea con el plan de España, los Quince suministrarán a los bancos recursos de capital adicionales para garantizar una adecuada financiación de la economía, mediante la compra de determinados activos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios