Economía

Heineken España admite que 2020 será un mal año por el impacto del Covid-19

Fábrica de Heineken España en Sevilla. Fábrica de Heineken España en Sevilla.

Fábrica de Heineken España en Sevilla. / M. G.

Heineken España reconoció este lunes que 2020 no será un “buen año” para la multinacional ni para el sector del cervecero, ya que cerrará con una caída de ventas debido al fuerte impacto que está teniendo sobre la hostelería la crisis sanitaria del coronavirus, mientras que no prevé que 2021 sea un “año normal” ni de recuperación.

La directora de relaciones corporativas de la cervecera, Carmen Ponce, aseguró que 2020 ha sido un “año extremadamente retador”. “No va a ser un buen año para el sector cervecero ni para nuestra compañía, pero dependerá mucho de cómo sea la campaña navideña y de cómo evolucione la curva de la pandemia”, se sinceró en un encuentro con los medios, en el que ha recordado que las ventas del canal Horeca cayeron un 40% en septiembre.

Ponce avanzó que 2021 tampoco será el ejercicio de la recuperación para la cervecera por la “brutal incertidumbre” que rodea a la evolución de la pandemia, por lo que advierte de que “no será un año normal”. “El primer trimestre será difícil y también el segundo, hasta el verano hay que manejar la situación con mucho cuidado”, indicó.  “2020 es un año lleno de aprendizajes, donde nos hemos dado cuenta de la importancia de adaptarnos, de ganar agilidad y dar respuesta al mercado, además de tener una estructura corporativa fuerte”, dijo Ponce, que añadió que “en ningún momento, ninguna” de sus “fábricas ha parado para que” sus “cervezas no faltaran en ningún hogar ni en un bar”, recalcó la directiva 

Por su parte, la directora de marketing de Heineken España, Marta García, explicó que los consumidores en esta crisis están apostando por el segmento premium, que ya representa el 25% del mercado en volumen y el 40% en valor. De hecho, es el que más crece, a un ritmo del 34%, dijo García, que explicó que también está aumentando el segmento de cervezas de un precio inferior, “una polarización que ya se vivió en la crisis de 2008”.

“En la categoría premium estamos innovando en las recetas y nos está yendo bien, porque estamos creciendo por encima del mercado”, señaló, al tiempo que avanzó que la cerveza se ha convertido en la segunda categoría de alimentación, al crecer un 23,5% en valor, el doble de lo crece todo el mercado de envasados. “No logramos compensar la caída de alimentación, ni de lejos, pero la cerveza sigue estando en la vida de los españoles”, reconoció Marta García.

Heineken sigue trabajando para innovar y ofrecer nuevos productos a los consumidores, por lo que no descarta entrar en el segmento de los hard seltzer en España como ya han hecho otras cerveceras como Mahou San Miguel o La Sagra.

La cervecera tampoco descarta expandir la icónica marca madrileña El Águila en toda España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios