Economía

Zapatero apoya a Sebastián en su defensa de los productos españoles

  • "Si hay que optar, yo lo hago por los ibéricos”, dice el presidente del Gobierno, mientras el PP ve "alucinante" que se pida comprar productos españoles en vez de apostar por competitividad.

Comentarios 15

Después de que el ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, hiciera una apuesta firme por los productos 'made in Spain' para evitar la pérdida de empleos dentro de la economía española, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se alineó con esta tesis. "Si hay que optar, yo por los ibéricos", proclamó el jefe del Ejecutivo en presencia de su homólogo portugués, José Sócrates. Por su parte, el PP considera "alucinante" toda esta "frivolidad" en lugar de "un plan integral de competitividad" para las industrias y empresas españolas.

Durante un desayuno con la Asociación de Periodistas de Información Económica (Apie), Sebastián parafraseó a John Kennedy, considerando que en este momento de crisis los ciudadanos no deben preguntarse "qué puede hacer su país por ellos, sino qué pueden hacer ellos por el país". "Hay una forma de evitar que caiga el consumo sin que haya destrucción de empleo, y para ello es necesario que los ciudadanos introduzcan un factor adicional al precio, ahorro, renta y calidad: el factor español", afirmó Sebastián, que en otro momento de su alocución subrayó: "Mejor irse a Sierra Nevada que a los Alpes".

Hoy, el presidente del Gobierno, en rueda de prensa tras reunirse con el primer ministro portugués, José Sócrates, apoyó esta tesis. "Miguel Sebastián es una figura consolidada en la defensa del libre comercio y con una amplia trayectoria contra el proteccionismo", subrayó Zapatero, rechazando las acusaciones que han caído sobre el ministro de Industria, Turismo y Comercio en las últimas horas. "Ni él ni nadie va a restringir el consumo de productos extranjeros, sólo faltaría, ni se van a tomar medidas en contra de los productos de otros países", subrayó. 

Sin embargo, el jefe del Ejecutivo sí admitió la necesidad de mejorar la competencia de los productos españoles para que una parte del dinero que los ciudadanos destinan a productos importados pueda encontrar una alternativa en España sin perder, en ningún caso, la calidad. Así, Zapatero aseguró que lo único que hizo Sebastián fue defender los productos españoles, algo bastante "razonable", al tiempo que se mostró dispuesto a promocionar "sea donde sea" los productos ibéricos aunque le cuestionen o le critiquen: "Si hay que optar por algunos, yo por los ibéricos, a nadie le parecerá mal". 

Zapatero recordó que "es evidente" la retracción que ha sufrido la demanda interna en la economía española en los últimos meses, lo que hace "conveniente" que los ciudadanos y las familias españoles consuman, aunque siempre en función de sus necesidades y su "libre decisión". Mientras, el secretario de Economía y Empleo del PP, Álvaro Nadal, dijo que "no es entendible" que un ministro con competencia en comercio exterior, internacionalización de las empresas españolas, industria e innovación "suelte" propuestas de este tipo. 

"A todos nos gustaría que se compraran más productos españoles, pero sobre todo en el exterior", incidió Nadal, que reprochó a Sebastián que presente "ocurrencias" que con la crisis actual muchas empresas encontrarán "irritante". Además, el dirigente popular calificó de "alucinante" la "frivolidad" en lugar de presentar un "plan integral de competitividad" para las industrias y empresas de nuestro país.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios