Te interesa Listado de zambombas en Jerez para este domingo día 10

Gastronomía Es el momento de probar los mostos "urbanos" de Sanlúcar

Economía

Unos 4.000 trabajadores de Iberia protestan en la T4 por la viabilidad de la aerolínea

  • Están en huelga los colectivos de tierra, tripulantes de cabina y el sindicato de pilotos Sepla. La jornada transcurre con normalidad y se cumplen los servicios mínimos.

Cerca de 4.000 trabajadores de Iberia se han concentrado en la terminal T4 del aeropuerto de Madrid-Barajas, en el inicio de la segunda tanda de paros que durará hasta este viernes, convocados por los sindicatos representantes de los colectivos de tierra y tripulantes de cabina (TCP) a los que se ha sumado el sindicato de pilotos Sepla.

Entre 3.000 y 4.000 trabajadores, según fuentes policiales, el doble según fuentes sindicales, han protestado en una marcha que partió desde primer hora de la mañana desde la nueva zona industrial situada en la carretera de La Muñoza, y otra desde Barajas, hasta confluir en la zona de llegadas de la terminal de Barajas. Aunque para esta segunda semana de huelga los sindicatos habían acordado con la delegación de Gobierno poder reunirse en el vial de autoridades de la T4, finalmente los trabajadores se han ubicado por todas las plantas de la terminal, a excepción de la zona de embarque y restauración y tiendas, y los mostradores y zona de facturación de Iberia, rodeados por agentes de la policía.

En el inicio de la segunda ronda de paros, que se reanudarán de nuevo del lunes 18 al viernes 22 de marzo la terminal ha contado de nuevo con una amplia presencia policial con alrededor de una veintena de furgones y decenas de agentes repartidos por todas las instalaciones.

Aparte de unirse el sindicato de pilotos Sepla como convocante, más de 600 TCP's de British Airways, llegados de Reino Unido, se han unido a la protesta, así como un grupo de trabajadores de Air Nostrum y el sindicato CGT.

Los manifestantes, que portaban pitos, tambores y bocinas, gritaron consignas contra la fusión de Iberia y BA defendiendo que "sí se puede" garantizar la viabilidad de la aerolínea. Un grupo de los trabajadores criticó las "mentiras del PP" y durante la protesta se llegaron a lanzar petardos en el exterior de la terminal así como en las puertas e incluso en el interior. 

Ataviados con camisetas de Iberia, pancartas y banderas de España, los trabajadores acusaron a la dirección de IAG, holding resultante de la fusión entre Iberia y BA, del "desmantelamiento de Iberia" y del "terrorismo laboral" que a su juicio se está llevando a cabo y lamentaron que desde la directiva de la compañía española se ceda ante las presiones de los británicos. Así, los trabajadores abogaron por continuar con las protestas hasta que la directiva "entre en razón", y considere las reducciones salariales y otras propuestas ofrecidas por la parte sindical con el fin de evitar los 3.807 despidos contemplados en el plan de reestructuración propuesto por Iberia.

Intensificar las protestas

Los sindicatos de Iberia ya advirtieron durante la primera semana de paros que "intensificarían" las protestas y no descartan ampliar la huelga a Semana Santa y días posteriores, sino se alcanza un acuerdo antes del 14 de marzo, fecha en la que Iberia comenzaría a aplicar el ERE, y que coincidiría también con el descuelgue del convenio colectivo que se produciría el próximo 15 de marzo.

En total, las compañías del Grupo Iberia cancelarán en esta semana un total de 1.261 vuelos, de los que 431 pertenecen a Iberia, el 39% de los 1.113 vuelos programados, mientras que otros 680 están protegidos por los servicios mínimos fijados por Fomento, que aseguran el 100% de los vuelos con Canarias y Baleares, entre islas en ambos archipiélagos, y entre las ciudades peninsulares y Melilla, así como para el 50% de los vuelos al extranjero. Fuentes de la compañía señalan que la jornada está transcurriendo con normalidad y que los servicios mínimos "se están cumpliendo".

Iberia ha puesto en marcha un plan para ofrecer distintas alternativas de viaje a los clientes afectados por la cancelación de su vuelo, reubicando a los pasajeros en otras aerolíneas con horarios similares a sus vuelos o reembolsando el precio del billete, si así se quisiera. La compañía se compromete ha mantener informados a los pasajeros y ofrece diferentes maneras de ponerse en contacto con ellos, a través de los teléfonos 902 400 500 y 900 100 480, Iberia.com y sus perfiles de Facebook y Twitter. También recomienda que los clientes se den de alta en Iberia Conecta en la página web, desde donde informan por SMS o correo electrónico, de cualquier novedad o incidencia del vuelo. Mientras, aquellas personas que hayan adquirido los billetes a través de agencias de viaje deberán ponerse en contacto con ellas para solicitar los cambios.

A parte de esta manifestación autorizada, los sindicatos tienen previsto llevar a cabo una concentración este miércoles, 6 de marzo, en la sede de Iberia en Madrid, otra el jueves 7 de marzo, desde dicha sede hasta el Ministerio de Fomento, y volverse a reunir de nuevo el viernes 8 de marzo, en Barajas, además de otras concentraciones alternativas durante la semana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios