Cataluña ERC se aleja del discurso rupturista de Torra y aboga por el “diálogo”

  • Aragonès se desmarca de la intervención de fin de año del 'president', en la que insistió en "rebelarse ante la injusticia"

  • Los dos socios del 'Govern' escenifican de nuevo sus diferencias

Aragonés y Torra, en sus escaños durante un Pleno del 'Parlament'. Aragonés y Torra, en sus escaños durante un Pleno del 'Parlament'.

Aragonés y Torra, en sus escaños durante un Pleno del 'Parlament'. / Toni Albir / Efe

Quim Torra versus Pere Aragonès. JxCat contra ERC. Un mensaje rupturista frente a una apuesta por el diálogo. Son las dos caras del Govern respecto a la posición que debe mantener la Generalitat ante el Ejecutivo de Pedro Sánchez. El president mantuvo el tono agresivo y llamó a "rebelarse ante la injusticia y hacer caer los muros de la opresión" en su discurso de fin de año, mientras que el vicepresident y conseller de Economía fue ayer mucho más cauto a propósito de las relaciones que debe mantener el Govern con La Moncloa poco antes de que dé inicio el juicio del procés. La templanza de éste contrarresta los continuos ataques del líder del Ejecutivo catalán, que no rebaja su órdago a Madrid e insta a la unidad "ante las embestidas que hacen recular muchos años en consolidación democrática".

Sin embargo, Aragonès abundó ayer en seguir explorando las vías de diálogo que se abrieron el pasado 20 de diciembre entre los dos ejecutivos en la reunión que celebraron Sánchez y Torra en Barcelona, donde acordaron un texto conjunto en el que se reconocía la existencia de un "conflicto" en Cataluña y en el que se apostaba por "avanzar en una respuesta democrática a las demandas de la ciudadanía".

Aragonès solicita la libertad de los políticos presos para defenderse con todas las garantías

Aragonès defendió que la relación entre los gobiernos español y catalán "se debe mantener", independientemente de que los grupos parlamentarios tengan sus desavenencias en el Congreso. "Siempre hemos separado lo que es el diálogo entre gobiernos de lo que es la posición de los grupos parlamentarios en el Congreso", dijo el vicepresidente tras visitar a la primera bebé del año nacida en Cataluña en la Mutua de Tarrasa.

"En la peor de las circunstancias, en la que en el Congreso (los grupos) tuvieran la peor de las relaciones, la relación entre gobiernos se debe mantener", incidió el representante de ERC, que recordó que los ciudadanos de Cataluña y del resto de España "reclaman que los ejecutivos sean responsables, dialoguen y encuentren soluciones", independientemente de la posición que los partidos tengan en la Cámara Baja.

A propósito del proyecto de Presupuestos Generales del Estado, Aragonès cree que muchas de las propuestas que se incluyen "pueden ser articuladas a parte del procedimiento presupuestario". Para el conseller, "debe haber movimientos en relación a los problemas de fondo que hay en Cataluña, se debe abordar la solución política y encauzar lo que en estos momentos está en los tribunales a una mesa de negociación".

No obstante, Aragonès afirmó igualmente que, a pesar de que su confianza en el Tribunal Supremo es "muy débil porque está altamente politizado", el Govern no dejará de "pedir justicia" y la absolución de todos los políticos presos. El vicepresidente sostuvo que la instrucción judicial a los encausados del procés es "muy cuestionable, totalmente injusta", y opinó que "justicia quiere decir absolución".

"No hay ni delito de rebelión, ni de sedición, ni de malversación, y por tanto lo que esperamos es que acabe con la libertad, y que fuera antes del juicio para afrontar la defensa con todas las garantías", aseguró Aragonès.

De cara a 2019, aseveró que "tiene que ser un año en el que sigamos construyendo una sociedad para la plena libertad de todo el mundo y para que las mujeres sean completamente libres".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios