España

La prima del Rey admite que su madre se acogió a la amnistía fiscal

  • La empresaria María Ilia García de Sáez Borbón Dos Sicilias confiesa dos entregas en metálico de la red de Gao Ping. El juez Andreu la deja en libertad sin medidas cautelares.

La empresaria María Ilia García de Sáez Borbón Dos Sicilias, prima lejana del rey Juan Carlos, admitió ayer ante el juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu que su madre recibió dos entregas en metálico, una de ellas de 20.000 euros, de la red de blanqueo de capitales liderada por Gao Ping y que en diciembre pasado se acogió a la amnistía fiscal para regularizar sus fondos en Suiza, informaron fuentes jurídicas.

La pariente del Monarca, que declaró durante una media hora en una pieza separada del caso Emperador en la que se investigan las operaciones de blanqueo efectuadas por empresarios y aristócratas, quedó en libertad sin medidas cautelares aunque continúa imputada por un delito de fraude fiscal y otro de blanqueo de capitales.

La mujer reconoció, tal y como se recoge en las conversaciones intervenidas que constan en el procedimiento, que la responsable de la denominada rama hebrea de la trama, Malka Mamman Levy, le llamó en noviembre de 2011 para hacerle una entrega "de parte de don Quijote".

Al no saber de qué le estaban hablando, según su versión, María Ilia consultó a su madre, María Inmaculada Borbón Dos Sicilias Lubomirska, también imputada en el procedimiento.

La compareciente ha dicho que pensaba que estos pagos procedían de la cuenta que su madre tenía en el banco suizo Hérmitage, en el que guardaba un millón de euros que, según explicó, había recibido en herencia de su familia polaca y que administraba un gestor llamado Luis Mestre.

Tras la llamada se acordó la entrega de 20.000 euros, que Malka Mamman Levy llevó en persona al domicilio de la mujer, situado en la urbanización La Moraleja de Alcobendas (Madrid).

En las escuchas se habla también de una segunda entrega que se habría producido en febrero de 2012, aunque la lugarteniente de Gao Ping no concretaba la cuantía, y de otras dos de 100.000 y 30.000 euros correspondiente a la tía de la compareciente, María Margarita. En este caso, la trama advertía de que iba a proceder a "una entrega de claveles".

García de Sáez Borbón Dos Sicilias también declaró que su madre, que no declarará ante el juez Andreu porque sufre "una pérdida de memoria moderada", se acogió en diciembre pasado a la amnistía fiscal pagando a Hacienda un total de 14.000 euros.

La mujer también fue preguntada por su papel en la empresa KLTC Soluciones Logísticas Automatizadas, en la que aparece como apoderada. Aseguró que esa empresa es de su hermano y que no tiene constancia de sus operaciones.

La familiar del rey Juan Carlos está imputada junto a 12 empresarios, su madre y su tía María Margarita. A estas dos últimas el juez de momento no les tomará declaración porque han alegado que sufren problemas de salud y no pueden desplazarse hasta la Audiencia Nacional. Todos están acusados indiciariamente de haber realizado transacciones a empresas de la trama desde cuentas bancarias de Suiza a cambio de dinero en efectivo que recibieron en España. En estas operaciones habría mediado la denominada trama hebrea de la organización de Gao Ping, que blanqueaba dinero a "reputados" joyeros de la comunidad judía que estaban asentados tanto en España como en Israel.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios