España

Zapatero apuesta por un acuerdo de colaboración UE-Rusia y un nuevo espacio de seguridad

  • El presidente del Gobierno afirma haber escuchado "palabras tranquilizadoras" sobre el cumplimiento del acuerdo alcanzado con la UE sobre Georgia en su reunión con su homólogo ruso, Dimitri Medvedev

Comentarios 8

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, apostó hoy por impulsar un "renovado" acuerdo de colaboración entre la UE y Rusia y abogó por trabajar con ese país en una "nueva arquitectura de seguridad" en Europa para ofrecer al mundo "un orden definitivo". Zapatero se reunió hoy en el Palacio Konstantinovski de San Petersburgo con el presidente ruso, Dimitri Medvédev, y, según dijo en rueda de prensa, escuchó de su boca "palabras tranquilizadoras" sobre el cumplimiento del acuerdo alcanzado con la UE tras el conflicto armado que enfrentó en agosto a Rusia y a Georgia.

Medvédev aseguró por su parte que Rusia está cumpliendo el acuerdo que suscribió con el presidente francés, Nicolas Sarkozy, que le da diez días para retirar sus tropas de la franja de seguridad que separa el territorio controlado por Georgia de las regiones separatistas de Abjasia y Osetia del Sur. La ocupación de esa zona fue condenada por el Consejo Europeo, que advirtió a Rusia de que mientras no retirara sus tropas a las posiciones anteriores al 7 de agosto -antes de que comenzara el enfrentamiento con Georgia-, suspendía la negociación del futuro acuerdo de colaboración entre la UE y Moscú.

Zapatero, tras su primera entrevista con Medvédev, apostó por impulsar ese acuerdo. "La UE necesita a Rusia, el orden internacional necesita a Rusia y a Rusia le conviene y necesita a la UE y un orden internacional estable y seguro", subrayó. En opinión del jefe del Ejecutivo español, que elogió el protagonismo europeo en el caso georgiano, el conflicto del Cáucaso pone de manifiesto que es necesario trabajar en "una nueva estructura de seguridad" en Europa que incluya a Rusia. Zapatero eludió pronunciarse sobre el apoyo de España a la futura entrada de Georgia y Ucrania en la OTAN y se limitó a señalar que se pronunciará "cuando llegue el momento y en el ámbito que corresponda".

Al margen del conflicto georgiano, Zapatero y Medvédev, analizaron las relaciones bilaterales y recalcaron el llamativo crecimiento de los intercambios comerciales en los últimos años. Ambos coincidieron además en las "enormes" posibilidades de inversión que tienen las empresas españolas en los sectores de la energía y las infraestructuras y los transportes. Con el objetivo de impulsar esos proyectos, el 12 de noviembre se reunirá en Madrid la comisión mixta económica.

El presidente ruso destacó también la posibilidad de ampliar los contactos bilaterales en ciencia, educación y turismo -España es el tercer destino extranjero de los rusos tras Turquía y Egipto-, y Zapatero, convencido de que las inversiones españolas "deben y pueden crecer mucho más", abrió también la puerta a la colaboración universitaria. Medvédev afirmó que España es uno de sus socios "más antiguos y de mayor confianza en el concierto europeo" y recordó que uno de sus primeros contactos internacionales tras llegar al Kremlin en mayo fue con el Rey Juan Carlos, que visitó Moscú a principios de verano.

Como ya hizo el monarca, Zapatero invitó al presidente ruso a realizar una visita de Estado a España en 2009. La reunión de Zapatero y Medvédev tuvo lugar el día después de que el Real Madrid ganara al Zenit de San Petersburgo en la Liga de campeones. El partido sirvió para distender el inicio de la entrevista bilateral, cuando Zapatero bromeó con el presidente ruso y le aseguró que no estaba prevista la victoria madridista. Tras la rueda de prensa, que concluyó con una promesa de Zapatero y de Medvédev de aprender el idioma del otro para evitar los problemas de los intérpretes, los dos mandatarios cenaron juntos en el Palacio Peterhof.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios