España

Un dirigente de CDC admite que le instaron a pedir dinero al jefe del Palau

El dirigente de CDC Àngel Colom admitió ayer que Fèlix Millet le dio 75.000 euros para enjugar las deudas del extinto Partit per la Independència (PI), que fundó tras escindirse de ERC, a sugerencia de unos "amigos", cuyos nombres no desveló, que le indicaron que era un "mecenas cultural".

Colom, que fue responsable de Inmigración de la antigua CDC (actual PDeCAT), declaró ayer como testigo en el juicio por el expolio del Palau de la Música, en una sesión en la que también compareció el ex diputado convergente Jaume Camps -en su día imputado en la causa hasta que se le archivó por prescripción-, quien se desvinculó del supuesto pago de comisiones al partido.

Según explicó Colom, si se dirigió a Millet para pedirle ayuda para enjugar las deudas del PI es porque su nombre salió en un brainstorming en una reunión con "amigos" ex militantes del partido, ya que "era considerado por muchos un mecenas de la cultura catalana".

Pese a la insistencia del fiscal, que le recordó su obligación como testigo de decir la verdad, Colom no precisó quiénes le enviaron a Millet ni por qué el recibo que firmó tras hacerse con el cheque iba a nombre de la fundación Espai Catalunya.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios