Cenicienta, pero...

La selección de los cárpatos, la convidada de piedra de un grupo temible, vuelve a la Eurocopa ocho años después consciente del nivel de sus rivales pero avalada por su buen papel en la fase de clasificación y en busca de la sucesión a la generación de Hagi.

Más que músculo

La subcampeona del mundo llega a esta Eurocopa con el objetivo de lograr su tercer entorchado. Para ello, Raymond Domenech ha confiado en la vieja guardia, a la que se unen jóvenes con verdadero talento. Será el primera gran evento que disputen sin Zidane.

Incógnita por resolver

Privada de su mejor jugador y máximo goleador, el delantero del Arsenal Eduardo da Silva, la convocatoria croata ha generado una gran diversidad de opiniones, ya que el técnico Slaven Bilic se ha decantado por una mlezca entre la juventud y la experiencia.