Festival de Jerez

A bailar....poco

Sinceramente, esperaba mucho más de 'El Carpeta', un bailaor al que hemos visto hacerse mayor durante el Festival de Jerez y ayer tenía la oportunidad de enfrentarse al público en solitario. Lo hacía con la responsabilidad de cerrar esta edición y con la expectación que siempre genera un estreno, más si cabe el de alguien con la proyección que se le presupone, al menos por el talento y condiciones que ha demostrado en los últimos años.

Ahora bien, con apenas 21 años, entiendo que alguien debe exponer y arriesgar al máximo, comerse el mundo y por supuesto bailar, como recoge el título del espectáculo. Si no se baila a estas alturas de la película... 'El Carpeta' estaba ante la posibilidad de dar un giro a su carrera, evidentemente sin olvidar sus orígenes y el concepto dancístico que salvaguarda, pero intentando buscar una personalidad y un toque propio, porque para lo otro ya está su hermano Farruquito, con una carrera labrada a base de trabajo.

Sin embargo, ayer tiró por la calle de en medio y 'A bailar', la propuesta estrenada en el Villamarta, no sólo no estuvo a la altura de lo que habíamos visto este año en el Festival (sobre todo a la hora de cuidar determinados detalles), sino que en lo principal, el baile, quedó huérfana. Sólo la seguiriya con la que se abrió la noche tuvo una textura considerable, con un braceo sugerente, una elegante planta y por supuesto un manejo de los pies abrumador. En el resto de la noche, el baile pareció ser el invitado de los músicos, poniéndose a merced de ellos cuando debía ser todo lo contrario.

Dentro del elenco, a nivel cantaor, sobresalió Iván Carpio, con buenas maneras, la flauta y el saxo de Sergio de Lope, un magnífico músico, y las guitarras de Román Vicenti y David Caro, además del piano de Melchor Borja, que también puso voz a una zambra caracolera que chirrió bastante.

Sin un guión ni línea argumental, como había dejado claro 'El Carpeta', el bailaor dio también su sitio a su madre, La Farruca, que tantas veces le cobijó con sus espectáculos en Villamarta. Rosario es mucha Rosario y sólo verle las hechuras encima de las tablas, impone. Bailó por bulería por soleá gustándose y regalando algún que otro desplante de mucho arte. El toque familiar lo aportó también África 'La Faraona', que compartió bulerías con El Carpeta, dando ese toque visceral al baile.

El público esperaba a Farruquito, que salió cuando medio patio de butacas se había marchado ante tanta charla de 'El Carpeta', para excusar su ausencia por una lesión. El que sí apareció, afortunadamente, fue El Moreno, el hijo de Farruquito, que en una pataíta de arte puso al teatro en pie en cuestión de minutos. Cosas de los genes.

Baile

Baile a bailar

Baile: El Carpeta. Guitarras: Román Vicenti y David Caro. Flauta: Sergio de Lope. Piano y bajo eléctrico: Melchor Borja. Cante: Ezequiel Montoya ‘Chanito’, Juan Fernández ‘El Negro’ e Iván Carpio. Percusión: fali del Eléctrico y Lolo Fernández. Colaboración especial: Rosario Montoya ‘La Farruca’ y África ‘La Faraona’. Dirección artística: Manuel Fernández Montoya ‘El Carpeta’. Guión: Sofía Barroso. Escenografía: María José Saavedra. Sonido e iluminación: Alberto Curral. Producción: Faro Producciones. Día: 10 de marzo de 2018. Lugar: Teatro Villamarta. Aforo: Tres cuartos de entrada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios