Jerez

El Ayuntamiento solo ha cobrado 28.400 euros por multas de tráfico en lo que va de año

  • En el presupuesto municipal se prevén recaudar unos 2,3 millones

  • Por contra, ya ha percibido un 40% más de lo previsto por infracciones tributarias

Un policía local regulando el tráfico en la rotonda del polígono El Portal, en la zona sur. Un policía local regulando el tráfico en la rotonda del polígono El Portal, en la zona sur.

Un policía local regulando el tráfico en la rotonda del polígono El Portal, en la zona sur. / Manuel Aranda

El Ayuntamiento de Jerez sigue siendo muy optimista en sus previsiones por multas de tráfico. Hasta el 4 de noviembre, según los datos obrantes en el estado de ejecución del presupuesto municipal, solo había cobrado unos 28.405 euros por estas sanciones. 

Por contra, tiene derecho a recaudar un 48% más de lo inicialmente presupuestado por sanciones a las ordenanzas tributarias. Estas cifras vienen motivadas, fundamentalmente, por la intensificación de las inspecciones a las empresas sobre el Impuesto de Actividades Económicas (IAE). 

Estos datos aparecen reflejados en el avance de ejecución presupuestaria que, desde hace unos meses, el gobierno local publica en el portal de transparencia del Ayuntamiento. En él se refleja que, una vez más, el Ayuntamiento continúa lejos de alcanzar los ingresos infracciones de la ordenanza de circulación que refleja el presupuesto. 

Aún quedan dos meses para acabar el año pero, de los 2,3 millones presupuestados, solo se han contabilizado hasta el momento 197.090,51 euros de derechos de cobro. Y de este importe solo han entrado 28.405 euros en la caja municipal. 

Este diario preguntó al gobierno municipal por los motivos de esta baja recaudación en materia de sanciones de tráfico sin obtener respuesta. Eso sí, es previsible que, una vez se elabore la liquidación del presupuesto de este año, el importe se incremente notablemente ya que la gestión de estos ingresos está diferida a la Diputación Provincial tras el convenio firmado en 2012 entre ambas administraciones. 

Un ejercicio más, este epígrafe sigue lejos de cumplir con las previsiones. En 2017, por ejemplo, el Consistorio percibió unos 1,9 millones por este concepto cuando barajó inicialmente algo más de tres millones de euros. Y en 2018 también se quedó lejos de los 2,3 millones presupuestados pues hasta octubre de ese año había percibido casi 550.000 euros —el Ayuntamiento no ha publicado los datos definitivos pormenorizados de la liquidación del pasado año—.   

Más multas tributarias por el IAE

La intensificación de las inspecciones tributarias a las empresas para detectar fraudes en la declaración del IAE (Impuesto de Actividades Económicas) sigue dando sus frutos para la tesorería municipal. Hasta principios de este mes, el Ayuntamiento ya lleva recaudado 1,5 millones de euros en concepto de multas por infracciones tributarias, la mayoría por incumplimientos en la declaración de este tributo. 

No obstante, y tal y como ocurre con otros conceptos, estos importes corresponden a derechos de cobro que tiene el Ayuntamiento y que en próximos meses, de forma gradual, se harán efectivos en la tesorería municipal. Hasta el momento, la caja del Consistorio ya ha cobrado algo más de 487.000 euros. Las inspecciones tributarias son realizadas en la actualidad por personal del Ayuntamiento aunque este servicio estuvo contratado a una empresa externa hasta el año pasado. 

Ya en abril, este periódico avanzó que hasta ese momento el Ayuntamiento había percibido en torno al 70% de lo presupuestado por este concepto para todo el año. En esta ocasión, el presupuesto municipal se ha quedado corto porque en octubre ya se había superado en un 48% los cálculos realizados en el documento contable. 

Hasta la fecha, el Ayuntamiento ya ha recaudado unos 8,8 millones de euros por este impuesto que grava a las compañías con sede social en la ciudad que facturan más de un millón de euros, en torno a un 90% de lo presupuestado para todo el ejercicio. Precisamente, este viernes concluye el plazo de pago en periodo voluntario de los principales tributos municipales, entre ellos el segundo semestre del IBI (Impuesto de Bienes e Inmuebles) o el de Actividades Económicas. 

Ligera mejora en la plusvalía

El Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos Urbanos (más conocido como la plusvalía) sigue siendo otra de las vías de financiación principales del Ayuntamiento en materia fiscal. Hasta noviembre, el Consistorio recaudó unos 8,6 millones y todo apunta a que el año cerrará con una recaudación mayor respecto a la del pasado ejercicio. Eso sí, un año más no alcanzará los niveles de previsión —en el presupuesto se estipula unos ingresos de 12,3 millones—. 

Ahora bien, este tributo quedó notablemente mermado desde que el Tribunal Constitucional estableció que los contribuyentes no debían abonarlo en aquellas transmisiones de inmuebles que haya supuesto pérdida económica para el vendedor. Este fallo del Alto Tribunal se produjo, precisamente, por una demanda presentada por un bufete jerezano en una operación inmobiliaria en la ciudad

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios