Jerez

Denuncian el “progresivo deterioro” de la Plaza del Mamelón

  • Un grupo de vecinos de la zona ha enviado una carta de Ayuntamiento en la que detallan el mal estado del arbolado, el acerado y la fuente reparada en marzo

Restos de basura en la fuente, donde es fácil ver espuma como consecuencia de la suciedad. Restos de basura en la fuente, donde es fácil ver espuma como consecuencia de la suciedad.

Restos de basura en la fuente, donde es fácil ver espuma como consecuencia de la suciedad.

Un grupo de vecinos de la zona del Mamelón ha enviado una carta al Ayuntamiento expresando sus quejas por el estado de la Plaza del Mamelón. Hablan de “progresivo deterioro” de la zona después de que el pasado mes de marzo el Ayuntamiento pusiera fin al “deplorable estado en el que se encontraba su arbolado, sus fuentes y sus acerados”.

Según denuncian los vecinos en la carta, “la situación de la plaza no ha hecho nada más que degradarse como consecuencia del mal uso que de la misma hace parte de la ciudadanía, la incívica y mal educada, y de la mala actuación, y también de la pasividad, de los servicios municipales de mantenimiento, medio ambiente, limpieza y parques y jardines. Muchas dependencias municipales con competencias, y quizá por ello una falta de actuación constante y contundente en la plaza que es, además de la casa de cientos de ciudadanos, punto de acceso inevitable al centro histórico de todos los demás y de gran parte del turismo que nos visita”.

“Simplemente por esto -añaden los vecinos-, esta emblemática plaza debería estar impoluta y en perfecto estado de conservación. La imagen lo es todo, ya se sabe, máxime cuando hablamos de turismo”.

En la carta, los vecinos detallan los problemas que hay en la plaza. Por ejemplo, dicen que el agua del estanque “ha perdido su transparencia, y poco a poco está volviendo a convertirse en una poza oscura plagada de mosquitos. Y menos mal que se acaba el verano”.

A ello añaden que “el estanque ha sido este verano, y puede que lo siga siendo en el siguiente, una ‘piscina municipal’ donde, con riesgo de accidentes y ahogamientos, se han bañado niños y adultos”.

El césped, según los vecinos, está “seco y requetepisado, como consecuencia del constante paso de personas, solas y con sus innumerables perros, que defecan y miccionan centenares de veces al día. No hay un parque en el centro de una ciudad más pisado, cagado y meado en toda España, por no decir en Europa y el mundo civilizado. Falta civismo, nadie recuerda ya aquello de ‘prohibido pisar el césped’, y falta autoridad, por supuesto, para poner letreros o pequeñas vallas vetando ese paso y multando a quien no respete la propiedad municipal. Y si no tenemos razón, que el Ayuntamiento haga oficial y anuncie que este parque es el cagadero de perros del centro de Jerez y que no pasa nada por pisar el césped, por acostarse en él sobre plásticos o cartones que se dejan después tirados por doquier, ni tampoco por beber litronas y dejar las botellas esparcidas por todos lados a la vista de todo el mundo y con el consiguiente peligro para los niños y adultos que después, ajenos a las cacas y residuos de todo tipo esparcidos por el césped, se sientan y revuelcan entre la escasa hierba”.

A ello añaden que “se han plantado árboles tras perderse enormes palmeras, dragos y castaños de Indias, sin criterio alguno. Se han sembrado árboles pequeños y de lento crecimiento, que tardarán cincuenta años en hacerse de mediano tamaño. ¿Por qué no nuevas palmeras, como en otras zonas de Jerez o árboles que en pocos años sean frondosos?”.

“Y para colmo -añaden-, la propia empresa encargada del teórico mantenimiento del parque nos sorprende el pasado día 2 de septiembre con algo nunca visto: un operario, subido sobre su tractor con remolque, ambos de pequeñas dimensiones, desplazándose por el interior del parque rodando impunemente sobre acerados, que están empezando por ello a levantarse, y por el césped, mientras que, desde su asiento, cómodamente, va regando con una goma los árboles y las flores, y lógicamente, en sus revueltas, invade zona de arriates, roza pequeños árboles que quedan afectados para siempre... Un desastre completo, nuevamente impune”. Todo ello, según denuncian los vecinos, “consentido por la Policía Local y, por supuesto, por el Ayuntamiento, que desde las secciones con competencia, no regulan ni dan instrucciones claras para que cuestiones como las anteriormente denunciadas, dejen de producirse”.

“Y como somos ciudadanos que vivimos en la Plaza del Mamelón, a los que les preocupa el entorno de su casa y la imagen de Jerez a los ojos del resto de ciudadanos de Jerez, y del resto del mundo que nos visitan, realizamos esta queja con el máximo respeto y con el ruego de que se traslade a las dependencias competentes en caso de que quien la reciba considere que no puede hacer nada al respecto”, concluye la carta enviada al Ayuntamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios