Local

Infraestructuras y Recursos Humanos 'amanecen' con las puertas bloqueadas

  • Los sabotajes en las delegaciones se producen el primer día de los nuevos cuadros horarios de las 37,5 horas. El Ayuntamiento mantiene que "se deberían haber aplicado hace cuatro años".

La entrada en vigor de los nuevos cuadros horarios en el Ayuntamiento comenzó ayer con el 'boicot' en las puertas de las delegaciones de Infraestructuras y Recursos Humanos. Los trabajadores municipales se encontraron a primera hora las cerraduras bloqueadas (algunas con silicona y con cadenas), por lo que fue necesaria la presencia de Bomberos y Policía Local para solventar los incidentes.

"Los nuevos cuadros no son ningún drama, sino la optimización de los recursos humanos. Es una norma que se debió aplicar hace años porque el PP la aprobó en junta de gobierno local. Aprobó los nuevos cuadros y los publicó, pero por detrás habría algún que otro acuerdo...", declaró ayer la delegada de Recursos Humanos, Laura Álvarez. La responsable de Personal añadió que "no hay que generalizar los incidentes en toda la plantilla, sólo han sido unos cuantos que quieren imponer de manera violenta su postura. Se llamó a Bomberos y a la Policía Local y se solucionó, por lo demás no ha habido ningún tipo de problema". Álvarez insistió en que esta decisión se toma para "evitar otras medidas traumáticas, y para no llegar a ellas hay que optimizar recursos y cubrir los servicios con la plantilla que tenemos, que es muy grande".

La alcaldesa, Mamen Sánchez, también 'normalizó' ayer la aplicación de los nuevos horarios, asegurando que "esa media hora de cortesía que tenían antes y la bolsa de las horas que tendrían que hacer de más en noviembre y diciembre, pues ahora cada uno y cada departamento las va a hacer según sus necesidades de trabajo, sus necesidades de exigencia de conciliación laboral y familiar". La regidora socialista puso como 'ejemplo' al personal de Cultura: "Los trabajadores de Cultura van a tener, a lo mejor, un mes de noviembre más tranquilo pero un mes de diciembre con más trabajo, pues esas horas se las pueden guardar para el mes de diciembre. Por lo tanto, ahí hay libertad de criterio por cada departamento y según a las personas también les venga mejor para conciliar".

Sobre las declaraciones de los sindicatos en las que cuestionan la legalidad de la medida, Sánchez insistió en que "la ley dice que el horario del personal de las administraciones es 37,5 horas, y los trabajadores de este Ayuntamiento llevan cuatro años sin hacer eso". "Estas 37,5 horas, y hasta que no cambie la ley, es una fórmula que le planteamos al Ministerio de Hacienda para no tener que hacer recortes excesivos y tener que decir 'mire usted el personal se tiene que rebajar un 10% su salario'. Encontramos que no se estaba cumpliendo un horario laboral que se tiene que cumplir y que los sindicatos que ahora ponen más problemas a eso son los que aprobaron ese horario de 37,5 horas", subrayó la alcaldesa. En este sentido reiteró que "no estamos pidiendo más que cumplir con una legislación y un horario laboral que médicos, profesores, enfermeros, miembros de juzgados... todo funcionario ha estado cumpliendo durante cuatro años y medio".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios