Jerez

Izquierda Unida llevará al próximo pleno la ubicación del CADF

  • El Centro de Estudios Históricos Andaluces, otro colectivo que rechaza el cambio de su sede

Una imagen de la fachada del Centro Andaluz de Documentación del Flamenco. Una imagen de la fachada del Centro Andaluz de Documentación del Flamenco.

Una imagen de la fachada del Centro Andaluz de Documentación del Flamenco.

Comentarios 1

La campaña en favor de la permanencia del Centro Andaluz de Documentación del Flamenco de su actual sede, el Palacio Pemartín, tuvo ayer un nuevo capítulo. Así, Izquierda Unida Jerez ha anunciado que ha presentado una proposición para el próximo Pleno Municipal ordinario del mes de abril en la que solicita, según los acuerdos estipulados, que la Junta de Andalucía cumpla con las condiciones en las que recibió el Palacio Pemartín y todo su legado documental en el año 1993 y que fueron recogidas en el BOJA del 6 de julio de ese mismo año.

De esta forma, Izquierda Unida cree que el proyecto del Museo Flamenco de Andalucía contradice la propia creación de este centro, adscrito a la Junta de Andalucía, y le recuerda a la máxima institución andaluza que todo su patrimonio, incluido el Palacio Pemartín, fue entregado por los patrones de la Fundación Andaluza del Flamenco para que fuera usado exclusivamente para la conservación, difusión y documentación del flamenco.

Para Sebastián Chilla, miembro de la Coordinadora Local de Izquierda Unida, tanto el Gobierno Local de Jerez como la Junta de Andalucía están cayendo en un grave error. Del mismo modo, la última reacción del gobierno local ha sido echarle el muerto a la Junta de Andalucía, y seguir excusándose en dudosos argumentos como que el traslado se debe a la ampliación del espacio dedicado para el centro documental. "Que la alcaldesa y el delegado de Cultura hayan vuelto a insistir en que el traslado se debe a la mejora de los medios tecnológicos y a la falta de espacio, aludiendo a uno de los espacios de su propio proyecto que no está destinado para el CADF, es la prueba ineludible de un desconocimiento absoluto de su proyecto, que hace aguas por todos lados".

Chilla ha criticado también que hayan aprovechado la coyuntura para poner en duda el funcionamiento del Centro Andaluz del Flamenco y sus instalaciones, algo que desde este grupo político consideramos fuera de lugar, especialmente conociendo de primera mano la labor que este centro de referente internacional desempeña".

Izquierda Unida espera que el resto de grupo políticos apoye la proposición, ya que lo que está en juego es el futuro del centro documental en el Palacio Pemartín.

Por otro lado, el Centro de Estudios Históricos Andaluces (CEHA) se ha sumado a la petición para que el Centro Andaluz de Flamenco no se trasladade al zoco de artesanía. A través de un comunicado, el CEHA se une así a la preocupación mostrada por otros colectivos y personalidades.

Precisamente ahora, subraya este colectivo, es curioso que aún sin conocer el proyecto final de Museo del Flamenco, según palabras de la alcaldesa, se nos quiera hacer creer que lo que se pretende hacer es una ampliación del CADF. Según el CEHA, " en realidad está en juego la propia definición del CADF y la propia sustancia de un museo que se disfraza con contenidos de Lola Flores.

En este sentido, el colectivo socio cultural andaluz sospecha que tras el Museo Flamenco de Andalucía y los cambios de inmueble anunciados lo que se oculta "es una utilización de los fondos del CADF para dotar de contenido a dicho centro expositivo. Lo que en realidad es una devaluación del propio CADF y una reconversión de su patrimonio".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios