Flamenco Manolo Simón, caudal inagotable

  • El jerezano se encuentra grabando el decimosexto disco de su carrera, un trabajo que espera lanzar en los próximos meses y donde realiza dieciséis cantes de diversos estilos

Manolo Simón, grabando en el estudio. Manolo Simón, grabando en el estudio.

Manolo Simón, grabando en el estudio. / Vanesa Lobo

Cinco años después de su último encuentro con el estudio, Manuel Muñoz Martín ‘Manolo Simón’ (Jerez, 1953) ha vuelto a embarcarse en la grabación de un nuevo disco. Con un extenso currículo a sus espaldas y una discografía que alcanzará, con este nuevo trabajo, los 16 discos, el jerezano sigue “con la ilusión de un niño que se quiere comer el mundo” y reconoce que “aún tengo mucho que dar”.

Esta nueva enmienda, que espera lanzar en unos meses, está siendo grabada en los estudios del cantaor David Lagos, en la calle la Merced, un lugar “al que vine una vez para participar en la grabación del disco de Pascual de Lorca. Cuando estuve, me encontré muy cómodo y ahora, cuando le comenté a Pascual de Lorca que quería volver a meterme en el estudio, me lo recordó, y aquí estamos”.

La experiencia en este enclave “está siendo estupenda, yo al menos me encuentro como en casa y eso para mí es muy importante”, asegura.

Después de ‘Antología del fandango’, editado en 2015 y en el que desglosa de manera excelente distintas variantes de este cante, Manolo Simón ha vuelto a grabar “simplemente porque con todo esto que está pasando con la pandemia, llega un momento en el que no se acuerda ni Jesucristo de uno, entonces, había que mojarse, así que decidí, tras hablarlo con Pascual, empezarlo”.

La idea es más que el público, los aficionados al flamenco, las peñas y el mundo entero-recalca entre risas- vea que Manolo Simón sigue ahí y con ganas. La verdad es que estoy contentísimo de haber dado el paso y aunque está claro que es una autoproducción, aunque estoy ahí hablando con algunas casas, no había más remedio”.

En esta nueva propuesta, el jerezano ha grabado dieciséis temas “aunque pensaba hacer más, pero con esta calor...”. Como siempre, su repertorio es variado con lo cual a lo largo de estas citadas 16 pistas encontramos seguiriyas, fandangos, alegrías, mirabrás, tangos, tonás, soleá, bulerías del Chozas y hasta una nana.

“He grabado una seguiriya del Loco Mateo con un remate de Juan Junquera, que para mí era un pedazo de siguiriyero de Jerez, y otra de Tomás El Nitri, Joaquín Laserna y ‘Curro Durse’, que son de las más grandes, pero hay que hacerlas. Y ya después de todo, como siempre, aunque esta vez quizás, lo único que no he hecho son cantes de Levante ni tampoco malagueñas”, explica.

Dentro de la larga lista de cantes interpretados, Manolo Simón se detiene en la que considera “la única particularidad” de este disco. Así, destaca que “he grabado un fandango en portugués, con las letras de un poeta de Olivenza amigo mío, Curro Gadeya, que le hemos puesto de título ‘Fandango fronterizo’. Es un fandango de Alosno, pero con letras en portugués. Me lo comentó un amigo, me pareció bien, y bueno esa es la única locura que he hecho en este disco”.

Otras de las cosas de las que está especialmente orgulloso es “la petenera primitiva que he hecho, un cante que hasta ahora no había hecho en ningún disco, y un fandango que hemos hecho entre Pascual y yo y que se le suele llamar ‘fandango de faena’ o fandango de vendimia en Almería”.

Simón ha terminado el disco en pocas sesiones, ya que según explica “me ha cogido bastante bien de facultades, y bueno, el día que menos hemos hecho tres cantes”.

“Date cuenta-prosigue- que durante el confinamiento no he parado de cantar y eso se nota. A estas alturas, uno no puede dejar de cantar porque si no se pierde frescura. Como te lleves un mes sin cantar, apaga y vámonos. Durante el confinamiento, e incluso ahora, apenas salgo, porque me da mucho miedo lo que está pasando”.

Con lo que está encantado es con “el trato que he recibido por parte de David Lagos, creo que conectamos bien y aparte de estar, como he dicho, a gusto, es una alegría poder contar con alguien a quien preguntar su opinión. Nos tomábamos una copita de Tío Pepe antes de empezar y un poquito de tomate con anchoa, que la traía yo pa ir pincando. Ha sido la primera vez que he grabado aquí, pero espero que no sea la última”.

“A mí como cantar es lo que más me gusta, no tengo problemas, yo lo dejé todo por vivir del cante, y aquí sigo. No me arrepiento de nada, y aunque he tenido vivencias muy buenas y otras muy malas, no me he arrepentido. Siempre digo que el que lucha por una causa que defiende y la vive, no es sacrificio ninguno”.

David Lagos, conversando con Manolo Simón y Pascual de Lorca. David Lagos, conversando con Manolo Simón y Pascual de Lorca.

David Lagos, conversando con Manolo Simón y Pascual de Lorca. / Vanesa Lobo

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios