Jerez

Polémica en Madre de Dios por un cambio provisional en la circulación

  • Para evitar atascos por unas obras se ha prohibido un giro que muchos conductores no respetan

Un coche gira tras pasar las vallas y se encuentra con otro vehículo que le llega en dirección contraria.

Un coche gira tras pasar las vallas y se encuentra con otro vehículo que le llega en dirección contraria. / Miguel Ángel González

La polémica está servida en Madre de Dios. Como consecuencia de unas obras de canalización de red eléctrica para mejorar el servicio en la zona, está cortado al tráfico desde el miércoles día 12 de mayo uno de los carriles de la Ronda de San Telmo, donde se ha perforado el asfalto para acometer las obras de cableado subterráneo por parte de la compañía suministradora de electricidad. Se trata, en concreto, del carril derecho en dirección a la plaza de Madre de Dios.

La Ronda de San Telmo es una vía con dos carriles para cada sentido de la circulación que soporta un elevado tráfico de vehículos durante toda la jornada. Precisamente por ello y para evitar un colapso de tráfico, Movilidad prohibió el giro desde la plaza de Madre de Dios hacia Diego Fernández Herrera en dirección al centro de la ciudad. Se entendía desde Movilidad que la cola de vehículos para realizar ese giro era demasiado larga y podría repercutir en la obra de canalización.

El semáforo que permitía ese giro se tapó con una bolsa de plástico negra y se colocó una señal de prohibido girar hacia la izquierda, aunque se ‘olvidó’ quitar la señal pintada en el asfalto que indica que se puede realizar ese giro, aunque siempre prevalece la señalización en vertical.

Semáforo tapado y señal de prohibido girar a la izquierda, pero en el suelo sigue la flecha que sí lo indica. Semáforo tapado y señal de prohibido girar a la izquierda, pero en el suelo sigue la flecha que sí lo indica.

Semáforo tapado y señal de prohibido girar a la izquierda, pero en el suelo sigue la flecha que sí lo indica. / Miguel Ángel González

Por este motivo o por la irresponsabilidad de algunos conductores, lo cierto es que la medida está provocando situaciones de peligro todos los días, según denuncian vecinos y comerciantes de la zona. No es difícil ver cómo hay conductores que esperan para realizar el giro al lado de las tres vallas amarillas que se han colocado para intentar impedir ese giro, que esos conductores realizan cuando el semáforo está en verde para los vehículos que acceden a la plaza de Madre de Dios desde la zona del Minotauro.

Se da también la circunstancia de que al impedir el giro se pasa de tres carriles de la plaza de Madre de Dios a sólo dos delante del edificio que llegó a albergar durante un tiempo el Ayuntamiento de Jerez, lo cual supone una ‘puja’ de conductores por ocupar unos de esos dos carriles, es decir, un efecto ‘embudo’.

La gravedad de la situación es tal que la semana pasada un joven sufrió un accidente de tráfico. El joven conducía una moto desde la zona del Minotauro en dirección a la plaza de Madre de Dios cuando se empotró contra un coche conducido por una mujer que realizó el giro ahora prohibido hacia Diego Fernández Herrera. El joven, según relatan los testigos, salió ‘volando’ de la moto tras el impacto hasta caer al suelo. De inmediato acudieron al lugar efectivos policiales y servicios sanitarios, que tras atender al herido durante más de 20 minutos -siempre según los testigos- lo trasladaron al hospital, donde le han operado del tendón rotuliano.

Las obras de canalización de red eléctrica tenían previsto acabar el pasado viernes, según informó en su día el Ayuntamiento, pero las vallas para impedir el giro han seguido en su lugar durante este pasado sábado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios