Coronavirus en Jerez

Los Puitos, ante la crisis más complicada desde su fundación

  • La empresa encargada de montar la Feria del Caballo desde hace décadas afronta una situación extrema al perder todos los ingresos de un año: “Esto no nos ha ocurrido nunca”

Operarios de Los Puitos, durante el montaje de la feria del pasado año. Operarios de Los Puitos, durante el montaje de la feria del pasado año.

Operarios de Los Puitos, durante el montaje de la feria del pasado año. / Miguel Ángel González

Desde hace décadas, la empresa Los Puitos es la encargada de montar y desmontar todas las casetas de la Feria del Caballo. Su fundador, el jerezano Andrés Domínguez Ortiz ‘El Puito’, fue pionero en esta materia convirtiéndose en un adelantado a su tiempo, ya no sólo en la creación de un tipo de estructuras innovadoras, sino también en la creación y alquiler de sillas, carpas, mesas, tablaos e incluso inodoros portátiles.

Hoy, en el que hubiera sido jueves de Feria 2020, su actual responsable, Gabriel Ganaza, reconoce las múltiples dificultades que este Covid-19 está generando a la empresa, completamente parada desde hace dos meses. Por primera vez después de muchísimos años, Los Puitos no han podido montar en Jerez debido a esta crisis por la que atravesamos, una circunstancia extrapolable a otras localidades de la zona con las que también trabajan. Toda esta situación es sinónimo de “cero ingresos”, apunta, “y así no vamos a poder subsistir demasiado tiempo. Esto no nos ha ocurrido nunca”.

La suspensión y toda la problemática generada por el Covid-19 supone para Gabriel Ganaza “una situación muy delicada para nosotros como empresa, porque se ha parado todo en la época en la que funcionamos más, ya no sólo en lo que afecta al montaje de las ferias, sino a otro tipo de eventos que desde que entre abril empiezan a moverse”.

Desde que se declaró el estado de alarma en nuestro país, Los Puitos tienen en situación de ERTE “a treinta empleados”, explica su máximo responsable, “desde la gente de montaje hasta las de oficina”.  “El problema va a llegar cuando se acaba el ERTE, porque ahora mismo el panorama en nuestro sector es muy complicado”, continúa.

No hay que olvidar, que además de las cerca de doscientas casetas y demás materiales que se montan en la Feria del Caballo, Los Puitos también tienen firmados contratos con otras localidades de Cádiz y Sevilla. “Normalmente nosotros hacemos la feria de Jerez, pero también la de El Puerto, Trebujena, Lebrija, Utrera, El Cuervo, Puerto Real o Chiclana y aunque para algunas aún queda tiempo, yo no veo nada claro que se vayan a celebrar”.

En este sentido, y al preguntarle sobre la posibilidad de que se hagan, como se ha planteado en Jerez por ejemplo, en otros meses, Gabriel Ganaza tiene cierto recelo. “Yo realmente no soy optimista a este respecto porque habría que configurar un calendario, si no, se pisarían unas a otras y eso tampoco nos conviene. Aunque ahora mismo y ojalá me equivoque, veo complicado que se celebre ninguna”.

Al margen de las ferias en sí, durante estos meses de abril, mayo, junio e incluso el verano “nosotros tenemos muchas contrataciones de bautizos, bodas y comuniones. Gente que nos contrata sillas, mesas, tablaos o casetas para este tipo de actos. Todo eso lo hemos perdido también, por eso digo que ahora mismo nuestros ingresos son nulos, a excepción de algún Ayuntamiento que aún nos debe algo de años anteriores, pero más bien poco”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios