Lorena Ojeda | Pregonera del Rocío de Jerez “Quiero contar mi verdad, las cosas que he vivido desde que era niña”

  • La jerezana pronunciará hoy en La Concha el  pregón de la Hermandad delRocío 2019

Lorena Ojeda Sacaluga posa junto al azulejo de la Virgen del Rocío de Santo Domingo. Lorena Ojeda Sacaluga posa junto al azulejo de la Virgen del Rocío de Santo Domingo.

Lorena Ojeda Sacaluga posa junto al azulejo de la Virgen del Rocío de Santo Domingo. / Miguel Ángel González

Dieciocho años después, el apellido Ojeda vuelve al atril de La Concha. Será en la persona de Lorena Ojeda, pregonera de la Hermandad del Rocío de Jerez en este 2019, y tercera mujer en la historia de este evento, encargada de protagonizar el acto, fijado para las 12 de hoy.

A sus 34 años, la jerezana vive con entusiasmo estas horas previas consciente de que “esto es algo muy serio”. Humildemente reconoce que “es la primera vez que me voy a poner delante de un público para este tipo de actos”, y por ende, no oculta que “los nervios están ahí, pero supongo que irán a más conforme pasen las horas”, asegura.

Desde que fue elegida pregonera, “he intentado prepararlo todo para contar mi verdad, la forma en la que he vivido y conozco El Rocío desde que era una niña. Quizás no soy como otros pregoneros, que son gente mayor y que tienen muchas más vivencias que yo, por eso intentaré resaltar las cosas que a mí me han marcado, tanto en la aldea como en el camino”.

“Sólo con que algunas de mis palabras rasque a algún rociero, me daré por satisfecha”, añade.

Lorena recuerda aquellos primeras visitas a El Rocío, “sobre todo cuando mi padre y mi madre iban a la casa a prepararlo todo, de eso me acuerdo muy bien. Íbamos por el coto, cuando se podía ir fácilmente, y allí pasábamos muy buenos ratos”.Desde entonces, “he seguido esa tradición, quizás también porque mi padre nos lo ha inculcado y es algo que forma parte de mi vida”.

A la hora de estructurar y afrontar este reto, Lorena Ojeda reconoce que uno de sus puntos de apoyo ha sido su padre, Antonio Ojeda, su presentador y pregonero en 2001. “Está claro que a él, que está acostumbrado a hacer este tipo de cosas, le he preguntado muchas cosas, igual que a mi hermano. Pero en el caso de mi padre, él me ha ido ayudando, sobre todo a estructurar la métrica, porque alternaré la poesía con la prosa”.

Como todo padre, “él quiere que todo salga bien y está ahí conmigo, de hecho será mi presentador, y en lo que me insiste es que no mire para atrás ni me quiera comparar con nadie. Me dice que sea yo y nada más”.

Para ella, La Concha y todo lo que engloba dentro de la historia de este pregón “es lo que más me impone. No es que me dé miedo, pero sí me impone porque por allí ha pasado gente importantísima, personas a las que yo considero ídolos dentro de El Rocío, son para mí biblias del camino. Verme yo, una niña al lado de todos ellos, me pone nerviosa. Por todo eso intentaré hacerlo lo mejor posible, lo que quiero es dar la talla”.

Lorena Ojeda reivindicará también el papel de la mujer rociera, algo “que me hace ilusión, por esa parte estoy orgullosa, porque soy la tercera mujer que da un pregón de El Rocío y según me dicen hace muchos años que este pregón no lo hacía una mujer. Como les he dicho a todos los de la junta, a ver si ahora se abre la veda y vamos alternando, para que haya así más mujeres”.

Para ella, El Rocío “son muchos sentimientos encontrados, por parte de mi familia, de mis amigos...El camino te hace encontrar amigos que los mantienes para toda la vida. Para mí también es amor a una madre, en fin, es una mezcla de sentimientos que no se pueden explicar”.

"Me hace ilusión ser la tercera mujer, ojalá esto sirva para que las mujeres pasen más veces por este atril”

“Siempre digo, y recuerdo unas palabras que dijo mi padre en su momento, El Rocío va cambiando, porque los tiempos cambian, pero siempre digo que la esencia no se pierde, la Virgen siempre nos va a querer”.

En todo este puzzle en el que se convierte cualquier acto de este tipo, Lorena Ojeda ha querido contar con lo que considera “algo muy especial” y con lo que está “especialmente orgullosa”. Gracias a ella, elCoro de la Hermandad del Rocío de Jerez volverá a reunirse por completo. “Era algo que me hacía ilusión, reunir a aquel Coro de la Hermandad primario, para el que mi padre escribía las canciones, y que ensayaba en los Claustros. Van a venir todos, los que están porque por desgracia hay muchos que ya han fallecido. Yo les dije que vinieran, aunque cantaran cinco de diez, pero que vinieran, y ahí van a estar. Para mí es muy importante y claro, cantarán sevillanas entre algunos capítulos del pregón”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios