Jerez

Los caldos jerezanos mantienen el tipo pese al mal arranque del año

  • Las ventas de los últimos doce meses crecen en medio punto y prolongan la tendencia al alza del último ejercicio · La ligera subida interanual de medio punto contrasta con la caída del 10% de enero y febrero

Corren tiempos convulsos para el Marco de Jerez, sobre el que entre otros muchos problemas estructurales y coyunturales se cierne la amenaza de una nueva sanción de la Comisión Nacional de la Competencia (CNC), en este caso por la fijación de los precios de la uva y el mosto y con implicación, en mayor o menor medida, de todos los operadores del sector y de la Consejería de Agricultura.

En un contexto enrarecido por los problemas de viabilidad de las bodegas, cooperativas y viñistas, y en pleno debate sobre la continuidad del presidente del Consejo Regulador -Antonio Fernández- dada su posible implicación en el escándalo de los ERE, las ventas de los vinos de Jerez tampoco permiten demasiadas florituras, aunque empieza a haber atisbos de recuperación.

Frente al mal arranque del año, nada halagüeño, en los que las salidas de bodegas de los caldos jerezanos registran una caída del 10%, que cabe atribuir en exclusiva al mal comportamiento de los mercados exteriores, el acumulado de los últimos doce meses -Total Acumulado Móvil (TAM)- mantiene la ligera tendencia al alza con la que el jerez despidió el último ejercicio.

En línea con el resultado con el que se cerró 2010, el dato interanual hasta febrero arroja un aumento de casi medio punto (0,41%), gracias fundamentalmente a la evolución favorable del mercado nacional, que crece un 2,14% con un volumen de 12,7 millones y compensa la caída del 0,24% de las exportaciones.

En volumen, en los últimos doce meses salieron de las bodegas jerezanas casi 45,9 millones de litros, de los que 30,4 millones tuvieron por destino los países europeos, que ganan un 0,16%. Los mercados tradicionales de Europa presentan resultados muy dispares, que oscilan entre el descenso del 7,1% de Reino Unido y el aumento del 4,3% de Alemania.

El cuadro de las exportaciones presenta igualmente contrastes entre la fuerte caída en América, que cede un 7,4% para rozar los 2,2 millones de litros, y el espectacular avance en los países asiáticos, cercano al 19%, aunque con un volumen de sólo 0,3 millones.

En cuanto al mal comienzo del año, cabe atribuirlo a los malos resultados de los mercados tradicionales y Estados Unidos, los primeros con una caída conjunta de en torno al 25%, el segundo con un descenso del 39%. España, por su parte, cede un 0,3% en los dos primeros meses del ejercicio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios