Sergio Gutiérrez. secretario de la hermandad

"El que conoce esto sabe que es un desorden totalmente ordenado"

-¿Qué le ha parecido la visita de la Virgen a Jerez?

-De los tres años que llevamos esta junta de gobierno ha sido el más impresionante. Los almonteños nos han pedido que le dejáramos paso y ha entrado hasta la puerta de la casa de hermandad. Ninguno hemos podido reprimir los olés a la Señora por cómo ha llegado y por cómo ha permanecido totalmente anclada delante del Simpecado, haciéndose el silencio durante el rezo de la Salve. Y eso que llegaba hoy con el cuerpo derrotado por los días que han quedado atrás, pero ante la Virgen uno resucita.

-¿Qué significa ser el portador del Simpecado?

-Eso es uno de los momentos más grandes que uno puede vivir. Te acuerdas de tu familia, de la salud que se le pide a Ella y de todos los rocieros. Te pasa un cúmulo de cosas que rompes a llorar.

-Fuera de este contexto se puede tener una percepción diferente, como el fanatismo en el que podría estar instalado todo lo de hoy...

-El que entiende esto sabe que dentro del desorden todo está ordenado. No es fanatismo. Todo ha sido correcto, como por ejemplo el silencio y el respeto ante la presencia de la Virgen.

-Hereda el cargo de secretario y el honor de llevar el Simpecado como lo hizo anteriormente su padre...

- Es una de las cosas que me hizo entrar en la junta. Cuando me lo propuso el hermano mayor lo tuve muy en cuenta. Soy muy devoto de la Virgen del Rocío y la circunstancia de que mi padre fue secretario anteriormente lo tuve muy presente.

-Y ahora resta la vuelta...

-La vuelta en vez de ir a 80 vamos a 50. Vamos más tranquilos, vamos a disfrutar más de los momentos, todo es más íntimo pero con la alegría de lo vivido que te carga las pilas para esperar todo el año.

-¿Cómo quiere que Jerez reciba a la hermandad el jueves?

-Como se merece la hermandad, que es abierta, alegre y que ha tenido presente a todos los que se han quedado en la ciudad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios