Coronavirus Jerez

“El usuario está protegido pero la auxiliar de ayuda a domicilio no”

  • La plantilla denuncia que al acudir al servicio los usuarios y familiares no llevan las mascarillas

La delegada Carmen Collado dialoga con personal del servicio a domicilio, en una imagen de archivo.

La delegada Carmen Collado dialoga con personal del servicio a domicilio, en una imagen de archivo.

“Nosotras sí llevamos la mascarilla y ellos no. Nosotros les protegemos, pero las auxiliares de ayuda a domicilio estamos desprotegidas totalmente”. La presidenta del comité del servicio, Mercedes García, alerta de que la plantilla se enfrenta a diario a situaciones de riesgo durante su trabajo. “No hay ningún documento que obligue a los usuarios y familiares a ponerse la mascarilla cuando vamos e imagínate cuando tenemos que asearlos, la separación que tenemos”, declara García.

Muchas empleadas están aisladas por positivos o por ser contacto estrecho de usuarios y familiares de estos contagiados. “Tampoco se nos hacen PCR con tanta celeridad como se las hacen a los auxiliares de, por ejemplo, las residencias de mayores, cuando hacemos lo mismo. Se nos debería tratar como personal sanitario porque estamos en la primera línea de la batalla”, subraya la presidenta.

García añade que “la empresa ha facilitado una circular para los usuarios y sus familias, pero hacen caso omiso. Hay quien ha solicitado un cambio de auxiliar porque le ha pedido que se ponga la mascarilla”. Desde el comité señala que “la empresa pone todo los protocolos y nos facilita los EPI cuando los necesitamos, pero falla la parte del usuario”.

Una trabajadora –prefiere mantener el anonimato– explica que “con una mascarilla quirúrgica no hacemos nada, necesitamos una FFP2 y los guantes nos lo dan contados. Estamos frente a la batalla del Covid y nos estamos contagiando”. “Muchas empleadas tienen familiares con patologías y debemos protegerlos, pero en estos momentos, nadie mira por nosotras”, añade.

Otra empleada –de nuevo prefiere no desvelar su identidad– lamenta que “no valoran nuestra profesión. Estamos en la calle y vamos a domicilios en los que no se usan las mascarillas. Tenemos usuarios malos y hasta han muerto, y nosotras ¿qué protección tenemos? La empresa no se porta mal, pero se debe proteger mejor a la plantilla”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios